Menú Buscar

El sector inmobiliario reclama un lugar en el Ibex

6 min

La expulsión de Abengoa del Ibex 35, como consecuencia de la ruinosa situación de la compañía y la obligada decisión de la Bolsa de proceder a buscar una sociedad que ocupe su lugar en el selectivo, ha propiciado una dura batalla entre distintas empresas y sectores que se consideran con el derecho a formar parte de tan selecto índice y gozar de las ventajas que ello supone.

Tras el desmoronamiento de 2008, el sector inmobiliario busca el reconocimiento de su recuperación formando parte del Ibex 35 y para ello nada mejor que la fuerza de los datos.

Entre los más activos en esta presión está el sector inmobiliario que, tras el desmoronamiento de 2008, busca el reconocimiento de su recuperación a través de esta vía y para ello nada mejor que la fuerza de los datos. Tomando como referencia países de la UE como el Reino Unido, en donde el sector inmobiliario cotizado en Bolsa representa el 1,6% del PIB y tiene una presencia del 1,7% en el índice FTSE 100; Francia, con una presencia del 2,5% en el CAC 40; Alemania, con el 1,6% del DAX o Irlanda, con una representación del 1% del PIB y un 1,6% en el índice ISEQ 20, en España se estima que el sector inmobiliario cotizado, debería representar el 1% del PIB y un peso relativo en el Ibex35 del 1,9%.

Las quinielas sobre la decisión que va a tomar el próximo día 10 el Comité Asesor Técnico del Ibex 35, tras analizar la capitalización bursátil, el porcentaje de free float y el volumen de negociación de los aspirantes, están más activas que nunca, lo que demuestra el atractivo que ha alcanzado el Ibex 35 ya que formar parte de tan selecto club puede suponer no solo una garantía de solvencia, transparencia y prestigio, sino un aumento de la liquidez y un desiderátum de ventajas relacionadas con tales virtudes como son el refuerzo de la posición comercial, la mejora de las relaciones con proveedores, clientes, bancos y un largo etc. entre los que cabe citar el extra de publicidad y un aumento del conocimiento público.

La sustitución de Abengoa es cosa de dos: Merlin Properties, en representación del sector inmobiliario, y Cellnex representando al mundo de las telecomunicaciones liderado por Telefónica.

Una buena parte de los analistas conviene en apuntar que la sustitución de Abengoa es cosa de dos: Merlin Properties, en representación del sector inmobiliario, y Cellnex representando al mundo de las telecomunicaciones liderado por Telefónica, lo que le permite al sector tener una alta representación en el índice. Ambas sociedades mueven suficiente dinero como para entrar en el selectivo de las compañías que más se negocian en la bolsa española y ambas manejan sus mejores argumentos para optar a una plaza del Ibex 35.

En el caso de Merlin, la sociedad hace valer sus derechos: su capitalización bursátil se acerca a los 3.800 millones de euros (puesto 30 del Ibex), tiene un free float cercano al 100% y un volumen de negociación diario de más de 2,4 millones en los últimos seis meses, lo que la coloca por encima de otros valores en el ranking de volumen medio de transacciones diarias (puesto 22). La compañía se ha revalorizado desde su llegada a la Bolsa un 47,64% y dice contar con el respaldo del 73,3% de las firmas de análisis (17) que siguen su gestión y que recomiendan comprar sus acciones. Su cotización está en la actualidad en zona de máximos (11,9 euros) y en junio de 2014 protagonizó la mayor salida a Bolsa de una Socimi (Sociedades Anónimas Cotizadas de Inversión Inmobiliaria) en Europa.

Por lo que respecta a Cellnex, filial de telecomunicaciones de Abertis, ocuparía el puesto 34 por volumen de transacciones y sumaría 3.760 millones de euros de capitalización bursátil, tendría un free float del 65,98% y un volumen de negociación diario de más de 1,7 millones de euros. Aunque en menor medida que el otro aspirante, cuenta también con el respaldo de los analistas, ya que el 53% de las firmas que la “siguen” aconsejan comprar.

Hay otros candidatos entre los que se encuentran FCC, Indra u OHL.

Pero no solo se habla de la salida de Abengoa del Ibex35, sino que hay otros candidatos entre los que se encuentran FCC, Indra u OHL, todas ellas compañías que en los últimos tiempos han ocupado demasiado espacio en los medios de comunicación y no siempre por razones que puedan considerarse “positivas”.

La inversión en el sector inmobiliario comercial hasta el 1 de diciembre de 2015 alcanzó un volumen de 12.250 millones de euros, lo que supuso un incremento de 16,6% con respecto al volumen de inversión registrado a lo largo de todo el año 2014.

Las oficinas fueron la clase del activo, al concentrar la mayor parte de esta inversión con 6.000 millones, mientras que la inversión en centros y locales comerciales ha ascendido a 3.400 millones.

Los datos más recientes indican que la recuperación del sector inmobiliario español es un hecho y que el volumen de inversión en 2015 se ha situado en máximos históricos, incluso superiores a los 10.500 millones registrados en 2007.