Nadia vs. Yolanda

Roberto Giménez
2 min

España y Portugal, tan cerca y tan lejos. Lisboa, de hecho, ha sido una colonia de Londres. En la antigüedad éramos como un solo país, el pasado es muy antiguo. Pero en la edad moderna nos distanciamos. Y hoy nos parecemos: los socialistas que están en el gobierno luso no se entienden con los comunistas.

Hace un siglo, el socialista Fernando de los Ríos viajo a Moscú invitado por Lenin para que el PSOE se aliara a la III Internacional. Pero De los Ríos, que no tenía un pelo de tonto, hizo un informe negativo y se creo el PCE, que tuvo mucha fuerza en la guerra incivil, como todos conocemos…

Desgraciadamente, España no es como Alemania, donde la socialdemocracia puede pactar con la democracia cristiana de Angela Merkel. Es una deuda de la guerra de nuestros abuelos.

Algo parecido pasa en España: los socialistas y la extrema izquierda de Unidas Podemos no se pueden ver. El PSOE de Pedro Sánchez hubiera preferido pactar con Albert Rivera de Ciudadanos, pero el guapo de Rivera mató a su partido. La ambición desmedida de Albert el Breve ha matado además políticamente a Inés Arrimadas.

La tensión actual de la coalición antinatural en el Gobierno actual no se romperá, aunque es el sueño húmedo que quieren los indepes. Este lunes El Mundo decía que en unas nuevas elecciones generales, la suma de PP y el Vox de Santiago Abascal daría la mayoría absoluta. Y eso es lo que pretende el fugado Carles Puigdemont para encender los alicaídos ánimos de los independentistas.

El problema está en Pedro Sánchez, que está encantado de haberse conocido. Me recuerda a José Luis Rodríguez Zapatero, han hecho bueno a Felipe González.

Artículos anteriores
¿Quién es... Roberto Giménez Gracia?
Roberto Giménez

Durante treinta años ha sido director del Vallés, era el segundo semanario más antiguo de Cataluña, y fue director de Honor de El Vallès del siglo XXI. Ha escrito diez volúmenes de la serie 'Casi treinta años y un día' -en Sant Jordi de 2017 se publicó el último: 'Mis Enemigos Íntimos'-. Son las memorias del director del semanario comarcal más leído en Cataluña, que desapareció seis meses después de que lo dejara. Cada Sant Jordi publica una edición de 100 ejemplares que se agotan el mismo día. ¿Por qué no hace más? "Son para mis amigos", responde. Retirado antes de tiempo, con 55 años, por culpa de una bala traidora en la médula... También se le puede seguir en Facebook -cada día laborable publica 'La libreta azul'- y en Twitter. No es el capitán Araña. Sus amigos dicen que es honesto y leal, pero eso se lo dicen porque son sus amigos. Para entrar en su cofradía exige Derecho de Admisión. Vale quien sirve, pero no sirve cualquiera.