Los lobos viejos de la política

Roberto Giménez
3 min

Si se cumple el acuerdo entre los comunes de Ada Colau y el PSC gracias al ofrecimiento de Manuel Valls quedará claro que el ex primer ministro socialista francés da sapo con ondas a Albert Rivera, porque la decisión del parisino no tiene que ver con el interés del partido sino con los principios políticos. Rivera es un aprendiz de brujo frente a Valls…

La Colau se comporta igual que los políticos de toda la vida, porque los conceptos de vieja y nueva política no existen; la diferencia es una buena política y una mala: el buen político del malo se diferencia en que el bueno se preocupa por los ciudadanos, y el malo por sí mismo. No existe nueva y vieja política, sino virtud y servicio, o ambición para medrar…

Entiendo perfectamente el mosqueo de los indepes de ERC, porque desde la República nunca habían ganado unas elecciones municipales, y eso que entonces los republicanos no eran separatistas, sino que defendían la Confederación.

Hace ochenta años los separatistas eran las escuadras militarizadas del Estat Català. En 1990, cuando el secretario general Ángel Colom tomó la decisión de convertirlo en indepe se produjo el cambio radical…

El mosqueo no es tanto en Just per Catalunya o el PDeCAT, porque la rivalidad entre exconvergentes es similar a la ERC de Oriol Junqueras, como la que mantienen PP, Ciudadanos y Vox, porque en política, la nueva y la vieja, el enemigo no está en la otra acera sino en la tuya, quien pretende robar tu voto…

En política, tu enemigo real va contigo, es un compañero político ya defienda a España o Cataluña. Esta verdad no tiene que ver con la vieja o nueva política, porque no existe nueva política. Huye de los que hablan de la nueva política, porque son lobos viejos…

P. D. El enemigo real está en tu acera.

Artículos anteriores
¿Quién es... Roberto Giménez Gracia?
Roberto Giménez

Durante treinta años ha sido director del Vallés, era el segundo semanario más antiguo de Cataluña, y fue director de Honor de El Vallès del siglo XXI. Ha escrito diez volúmenes de la serie 'Casi treinta años y un día' -en Sant Jordi de 2017 se publicó el último: 'Mis Enemigos Íntimos'-. Son las memorias del director del semanario comarcal más leído en Cataluña, que desapareció seis meses después de que lo dejara. Cada Sant Jordi publica una edición de 100 ejemplares que se agotan el mismo día. ¿Por qué no hace más? "Son para mis amigos", responde. Retirado antes de tiempo, con 55 años, por culpa de una bala traidora en la médula... También se le puede seguir en Facebook -cada día laborable publica 'La libreta azul'- y en Twitter. No es el capitán Araña. Sus amigos dicen que es honesto y leal, pero eso se lo dicen porque son sus amigos. Para entrar en su cofradía exige Derecho de Admisión. Vale quien sirve, pero no sirve cualquiera.

¿Quiere hacer un comentario?
Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Más información