Menú Buscar

Guía de salud para independentistas

Manuel Gómez Acosta
5 min

El próximo 11S volverán nuestros conciudadanos indepes a realizar su enésima big parade, al conocido grito de la ¡calle es nuestra!. Una vez más se reactiva el viejo mito del Hilo de Ariadna, tejiendo y destejiendo, intentando encontrar una salida al laberinto en el que se encuentra inmerso el llamado procès.

He reflexionado al respecto y considero que sería bueno apuntar  unas notas sobre una guía de salud, entiéndanse como sugerencias que no paternalistas consejos. Transcurrido un verano más en nuestras vidas, considero que para que nuestros amigos indepes lleguen en las mejores condiciones posibles a tan señalada fecha, sería necesario combatir enfermedades como el colesterol, la hipertensión arterial y la úlcera de estómago.

Como todo el mundo sabe, niveles altos de colesterol en la sangre producen acumulaciones en las paredes arteriales con el alto riesgo de que contribuyan a su progresivo estrechamiento originando la arterosclerosis y el riesgo de sufrir un infarto de miocardio.

El secesionismo tiene un problema grave de colesterol, el empacho provocado por una mala alimentación y digestión del procés ha provocado un incremento importante de los niveles de colesterol en la sangre del cuerpo social catalán (hipercolesterolemia) .

Se recomiendan sanos ejercicios de visualización de canales de televisión distintos a TV3

Se recomienda tratamientos clásicos de dietas equilibradas para controlar el colesterol, entre otros sustitución de costelladas e intoxicaciones víricas a través de TV3. Entiendo que no haría falta recurrir a tratamientos farmacológicos con drogas como la estatinas, resinas y fibratos y que bastaría con recomendables y sanos ejercicios de visualización de otro tipo de canales de televisión preferentemente internacionales, se recomienda el antibiótico BBC-TV (no confundir con la droga dura del triplete de Florentino).

Otra recomendación sugerida sería disfrutar de una puesta de sol en la Caleta de Cádiz, por cierto no pidáis una camamilla, solicitar directamente una manzanilla de Sanlúcar si podéis acompañarla de langostinos de Bajo de Guía. Una ventaja adicional es que no tendréis que practicar lengua extranjera alguna, en el castellano de Cataluña os entenderán perfectamente...

Para los indepes que padecen hipertensión arterial, se recomienda evitar el cabreo, perdón, el enojo, de ver prueba televisada de los Juegos Olímpicos en donde exista la más remota posibilidad de que atletas españoles/as puedan conseguir algún tipo de medalla. Especialmente dañino podría ser la visualización del gran triunfo de nuestra nadadora y flamante campeona olímpica en los 200 metros mariposa, la badalonesa  Mireia Belmonte García.

Para los sufridores de úlcera gástrica (estómago) o duodenal (intestino delgado), evitar durante las vacaciones estivales cualquier conversación o lectura que comente los éxitos tecnológicos de las multinacionales españolas de ingeniería líderes mundiales de las infraestructuras del transporte y la logística. Las referencias a proyectos como la ampliación del Canal de Panamá; el proyecto Marmaray en Turquía, la primera conexión subterránea ferrocarril-carretera entre Europa-Asia; el Puente de Øresund, el más largo de Europa que conecta la península escandinava con el resto de la Unión Europea; la construcción en el Aeropuerto de Heathrow de la primera terminal de nueva generación verde; la construcción y gestión de explotación de muchas de las grandes autopistas con peaje inteligente en EEUU y Canadá (Chicago Skyway, LBJ Texas, Toronto), deben ser evitadas a toda costa

Lo dicho, a disfrutar los que puedan de las merecidas vacaciones y a cuidarse el colesterol, la hipertensión y la úlcera de estomago, con los consejos gratuitos que os acabo de transcribir.

 

Artículos anteriores
¿Quién es... Manuel Gómez Acosta?
Manuel Gómez Acosta

Ingeniero industrial. Ha sido director de Relaciones Institucionales del Grupo Alstom en Cataluña (2004-2015) y vicepresidente del clúster ferroviario Railgrup (hasta octubre 2015). Anteriormente fue concejal en el Ayuntamiento de Barcelona por el PSUC (1982-1983), ingeniero industrial de la MTM (1974-1986), director de Cooperación Tecnológica Internacional de TMB (1986-1990), director general de TUBSA (1990-2001) e investigador y jefe de proyectos de estudios de infraestructura del IERMB (2001-2004).