Cae una red de tráfico de iraníes hacia Reino Unido que cobraba 25.000 euros por pasaportes falsos

Europol ha colaborado en una operación para detener a 14 de los 15 responsables de la organización en Málaga (Andalucía)

4 min
La Policía Nacional requisa documentación falsa durante el operativo que desmanteló a la organización delictiva

La Policía Nacional ha desarticulado una de las principales redes criminales internacionales que operaba en Europa. La organización se dedicaba al tráfico de seres humanos procedentes de Irán con destino a Reino Unido. España era utilizado como lugar de tránsito, donde varios miembros del grupo se encontraban instalados.

En Málaga han sido detenidos 14 de los 15 responsables del entramado. El líder fue arrestado en el aeropuerto londinense de Heathrow cuando trataba de huir a Brasil para evadir la actuación policial.

Falsificación de documentos

La organización cobraba 25.000 euros a las víctimas por facilitarles los pasaportes españoles falsificados. Este precio también incluía los traslados y el alojamiento hasta su destino final, según ha informado la Policía Nacional en un comunicado.

Las investigaciones han permitido localizar y detener a otras 42 personas, también en Málaga, por vender su documentación española a los miembros de la red a cambio de cantidades que oscilaban entre los 500 y los 3.000 euros. Otras 44 personas de nacionalidad iraní fueron interceptadas en diferentes aeropuertos europeos con documentos adulterados.

Investigación policial

Las pesquisas de los agentes comenzaron hace un año, tras constatar que cuatro ciudadanos iraníes intentaban embarcar desde Hamburgo (Alemania) hacia el Reino Unido. Para ello, portaban pasaportes falsificados y usurpados, principalmente a ciudadanos españoles. La Policía Nacional logró determinar que la compra de los pasajes de vuelo se había realizado en una agencia de viajes de Málaga.

Así, se pudo identificar a los miembros de una red de ámbito internacional asentada en dicha ciudad y dedicada al tráfico ilegal de personas de origen iraní por vía aérea hasta el Reino Unido, con tránsito en España. El entramado, perfectamente estructurado, contaba con varios miembros, cada uno con un rol específico. Unos dedicados a la captación, otros al traslado, alojamiento, control o facilitación de la documentación. Contaban con varios pisos destinados a alojar a las personas que traficaban una vez que estas llegaban a España, donde los mantenían a la espera de dotarles de pasaportes y de un plan de vuelo hasta llegar a su destino final.

Arrestados

Una vez identificados los responsables de la organización, se llevó a cabo un dispositivo que culminó con el arresto de 14 personas en la provincia de Málaga. Igualmente, se tuvo conocimiento de que su líder había viajado a Londres y que tenía una reserva para viajar desde el aeropuerto de Heathrow hasta Sao Paulo (Brasil), con la intención de evadir la actuación policial. Por este motivo, se tramitó de manera urgente una Orden Europea de Detención y Entrega, dictada por el Juzgado Central de Instrucción número 1 de la Audiencia Nacional, que permitió su detención cuando se disponía a embarcar.

En los registros realizados fueron localizadas siete personas traficadas por la organización, todas ellas iraníes. También fueron hallados ordenadores, impresoras, más de 400 tarjetas de PVC en blanco, una laminadora, dos pistolas detonadoras, una de aire comprimido, dos pistolas, 1.300 euros en metálico y un vehículo de alta gama.

¿Quiere hacer un comentario?