Así queda el mapa de los bancos en España

Cataluña pierde al Sabadell, Caixabank y Mediolanum por la incertidumbre que genera la independencia

07.10.2017 00:00 h.
3 min
Las sedes de los principales bancos españoles

Vaticinaba el presidente Artur Mas en 2015, en pleno procés, que ningún banco dejaría Cataluña. Dos años después, la autonomía los ha perdido todos por la incertidumbre que genera la posibilidad de que el Parlament proclame la declaración unilateral de independencia (DUI) en los próximos días. En dos jornadas para la historia, Banco Sabadell, Caixabank y Banco Mediolanum han anunciado el cambio de sedes.

La privilegiada tierra catalana se queda sin bancos. El primero en anunciar su salida fue el Sabadell. La entidad que preside Josep Oliu aprobó el cambio de sede​ social a Alicante el jueves. Un lugar en el que cuenta con la infraestructura que heredó de la CAM y en el que están los servicios informáticos centrales de la firma.

Valencia

El mismo jueves, Caixabank sopesó la idea de trasladar su sede. Palma partía como favorita. Pero, sorpresivamente, la elegida el viernes fue Valencia. En la misma jornada, Banco Mediolanum decidió hacer las maletas hacia la capital del Turia, una ciudad que ya cuenta con la rescatada Bankia. Y Arquia Banca se fue a Madrid. 

La razón de los traslados es obvia: al margen de ideologías, la economía huye de las incertidumbres. Y la sombra de la DUI estaba generando un efecto salida de depósitos de las entidades muy peligroso para su viabilidad.

Los impuestos

Cabe aclarar que estos movimientos no suponen un traslado de trabajadores y las operaciones, pero sí determinan el marco legal vigente y la localización administrativa en la que las entidades operan. Además, la sede social suele determinar la comunidad y la localidad en la que se abonan algunos impuestos. En consecuencia, Cataluña es hoy un poco más pobre que ayer. O menos rica.

Los otros grandes bancos españoles se encuentran en sus lugares de origen, al margen de que las reuniones o los negocios puedan hacerse en muchos casos en Madrid. Por ejemplo, Banco Santander —el más grande por valor de activos— está radicado en Santander; BBVA, en Bilbao, igual que Kutxabank; Ibercaja, en Zaragoza; Unicaja, en Málaga, y Bankinter, en la capital de España.

¿Quiere hacer un comentario?