Crónica Global

Global Content

Fuerteventura, una isla de cine


El aroma del desierto, el roce de la arena, el suave tacto de las aguas atlánticas y un volcánico paisaje. Esa es la esencia de Fuerteventura, un balcón que se asoma a África y al que Vueling conecta a la Península con siete rutas directas este verano


Fernando Baquero

Un refugio en pleno océano

Vueling te lleva a Fuerteventura, una isla volcánica con más de 150 playas con un fondo marino de una increíble belleza y que se ha convertido en el destino deseado de los apasionados a los deportes acuáticos y de los que buscan alejarse del ruido

Fuerteventura

La playa de Canarias

La isla disfruta de un clima excelente todo el año y sus playas de arena negra o dorada con aguas turquesas son un reclamo turístico

51834681960 2d8c1aee6f k

Un origen volcánico

La aridez de la isla y un extenso mar de dunas le dan una fisonomía similar a la del planeta marte

31290909761 7be58210a0 k

El rastro de su pasado

Fuerteventura fue la primera isla canaria en emerger del mar y guarda vestigios de su época prehistórica

16873621307 3d3b253da8 k (2)

El legado de su origen

Sus pequeños pueblos del interior guardan la sabiduría y el modo de vida que se transmite con el paso de los siglos

gastronomia fuerteventura

El menú majorero

La cocina de la isla se basa en los productos autóctonos, con el pescado y los quesos como productos estrella

Un destino de sol y playa de seductora belleza

Sus pequeños pueblos abrazados por el viento esconden un encanto inesperado

Al sur de Lanzarote, entre Gran Canaria y África, se encuentra uno de los destinos de sol y playa más espectaculares del planeta. Fuerteventura ofrece un paisaje de gran belleza que se puede disfrutar todo el año y es un lugar donde el silencio y la calma podrían tener denominación de origen. Sus pequeños pueblos arrullados por el balanceo y el sonido del viento no tienen la fama de otros destinos canarios pero es precisamente en su sencillez donde se encuentra gran parte del encanto de la isla.

49765658161 31f67814be k

Inspiración de escritores y plató de cine

Fuerteventura, escenario de novelas de espías en la Segunda Guerra Mundial y decorado cinematográfico

La belleza de esta isla enamoró a Miguel de Unamuno cuando fue desterrado a ella por sus críticas al rey Alfonso XIII. Esta experiencia del escritor vasco ha sido recreada en la película de Manuel Manchón 'La isla del viento' (2015), como también se conoce a una tierra que más recientemente levantó el espectacular decorado en el que Angelina Jolie, Salma Hayek y Rochard Madden rodaron escenas de ‘Eternals’, la última superproducción de Marvel.

También es el escenario en el que una espía judía se infiltra en un nido de nazis en la novela 'Fuerteventura' de Alberto Vázquez Figueroa y donde Brad Pitt y Marion Cotillard viven una historia romántica durante la Segunda Guerra Mundial en 'Aliados', de Robert Zemeckis. Posiblemente, en esta supuesta relación entre la isla canaria y los nazis tenga mucho que ver la leyenda que apunta que fue una base secreta de submarinos alemana durante aquel conflicto bélico.

 

EuropaPress 3096829 cueva villaverde fuerteventura

La huella de su historia

La primera isla canaria que emergió del océano todavía guarda restos de su pasado prehistórico

Fuerteventura, la más antigua de las Islas Canarias, comenzó a emerger  de las aguas del océano  Atlántico hace unos 22 millones de años.

En la actualidad es reserva de la biosfera por la UNESCO y no olvida que tuvo un origen humilde que todavía hoy se observa en el interior de la isla, donde sus pequeños pueblecitos se mueven a un ritmo más pausado y donde todavía se encuentran restos de su pasado prehistórico.

Sus primeros pobladores, los majos, eran de procedencia bereber. Estos aborígenes dieron nombre al gentilicio de los habitantes de Fuerteventura, ‘majoreros’, denominación que hace referencia a un tipo de calzado de piel de cabra que empleaban los nativos llegados desde el norte de África.

fuerteventura ge7277c89d 1920

Puerto del Rosario

La capital de Fuerteventura es una de las puertas de entrada a la isla es un enclave eminentemente comercial

Puerto del Rosario, que heredó la capitalidad que ostentaba Betancuria, es una de las puertas de entrada a Fuerteventura por su cercanía al aeropuerto. Su casco histórico descubre al visitante un resplandeciente núcleo de calles blancas que resguardan interesantes muestras arquitectónicas, como la iglesia de Nuestra Señora del Rosario o la Casa-Museo Miguel de Unamuno.  

El Paseo Marítimo, convertido en un auténtico museo al aire libre gracias a las esculturas de caracolas realizadas por el escultor canario Juan Bordes.

Este municipio atesora el encanto que guardan las ciudades pequeñas y basa sus principales actividades económicas en el turismo, el comercio y el sector servicios.

Corralejo

Corralejo

Una acogedora zona turística que guarda un pequeño puerto pesquero

Corralejo es la segunda ciudad de la isla y en sus orígenes fue un pequeño puerto pesquero. El contraste de sus casas blancas frente al cielo azul, la convierte en una de las principales zonas turísticas, dominada por un Parque Natural. Este rincón es un pequeño desierto que ofrece un paradisíaco paisaje árido formado por la erosión de las conchas de moluscos y otros organismos marinos.

Las playas de arena blanca y fina son el ecosistema preferido de los amantes del windsurf, surf, kitesurf. Rodeada por un sorprendente mar de dunas, Corralejo mezcla el tradicional sabor marinero de su puerto con una frenética actividad comercial.

Isla de Lobos

Isla de Lobos

Pequeño paraíso con espectaculares playas y un cautivador paisaje volcánico que cobija una importante reserva natural

Situada al norte de Corralejo, la Isla de Lobos es un tesoro ecológico de apenas seis kilómetros cuadrados. Con acceso limitado, este popular destino surfero es un paraíso para los amantes del snorkel por la rica fauna marina que puebla sus aguas cristalinas. 

El senderismo es otra fantástica opción en las pocas horas que se puede permanecer en la isla al ser fácil de recorrer, con caminos pedregosos bien señalizados y sin apenas tramos de dificultad. En el extremo norte se encuentra el faro de Punta Martiño, una estructura clave que ayuda a guiar a los barcos a través del Estrecho de La Bocaina.

 

Ajuy

Ajuy

La agradable fascinación de un pueblo marinero alejado del bullicio de los complejos hoteleros

Nada es urgente en Ajuy, un enclave donde el tiempo se detiene. Está resguardado tras La playa de los Muertos, una preciosa playa de arena negra, de las pocas que hay en Fuerteventura y que recuerda el origen volcánico de las islas.

Sus cuevas naturales, declaradas Monumento Natural en 1987, son su mejor carta de presentación ante el visitante. Están situadas dentro del Parque Rural de Betancuria y están protegidas por su alto valor natural y su belleza arrebatadora.

Antigua (Iglesia)

Antigua

Uno de los primeros pueblos que se formaron en la isla hace más de siete siglos

Este municipio se encuentra en el centro de la isla. Eso le concede una situación privilegiada al ser lugar de paso entre la villa de Betancuria y los embarcaderos de Caleta de Fuste y Pozo Negro, donde se extienden excelentes tierras de cultivo.

Dentro de sus límites se hallan importantes yacimientos arqueológicos, como los Corraletes (Barranco de la Muley), la Atalayita (Barranco de Pozo Negro) y Rosita del Vicario (Barranco de la Torre).

Antigua posee interesantes muestras de la arquitectura popular, como los molinos de gofio que se levantan sobre la llanura, y Nuestra Señora de Antigua, una pequeña iglesia pintoresca decorada con banderas y rodeada de frondosas palmeras.

Faro del Tostón El Cotillo

El Cotillo

Una playa de arena dorada protege el carácter marinero de un pueblo apacible

Antiguo pueblo pesquero bordeado por una de las playas más hermosas de la isla, con arena dorada y aguas cristalinas. Cuenta también con numerosas piscinas y lagunas naturales que salpican el litoral. La playa del Castillo –llamada así por el castillo de Tostón que una vez protegió a la isla de los ataques de los corsarios­–, es un paraíso para los surfistas.

Rodeada de volcanes extintos, llanuras y acantilados imponentes, esta es una de las playas más populares de la isla. La gran fauna y flora que hay debajo de las olas la convierten en un gran lugar para practicar snorkel.

El Cotillo ha sabido proteger su carácter pesquero pese al paso de los años y adaptarlo a los visitantes sin perder autenticidad. La tradición marítima se vislumbra por todos los rincones del pueblo, 

Betancuria 2

Betancuria

La primera capital de la isla apenas ha cambiado con el paso del tiempo

Esta población, capital de la isla hasta 1834, recibe su nombre de Jean de Béthencourt, un normando que colonizó la isla en 1404.  Uno de sus reclamos es la iglesia de Santa Maria de Betancuria, edificada inicialmente en estilo gótico-normando que conserva algunos elementos de su primitiva construcción.

El museo arqueológico y la  casa Museo de Betancuria son algunos de los monumentos patrimoniales de una localidad rodeada de palmeras, chumberas, montañas y paisajes desérticos.

Otros edificios de interés son la ermita de San Diego, el Museo de Arte Sacro y el Museo Arqueológico y Etnográfico, ambos con interesantes colecciones de gran valor histórico.

 

Jandia 2jpg

Jandía

Una península de extraordinaria belleza y de gran valor ecológico

Jandía es un espacio natural de extraordinaria belleza situado en el extremo sur de Fuerteventura. Está unida al resto de la isla por el istmo de la Pared, de apenas 6 kilómetros de ancho. Es una península rodeada de muchas playas de arena blanca alineadas consecutivamente. 

Es un área protegida rodeada de desierto, playas, arenales y lagunas. Una auténtica reserva ecológica y natural donde conviven la paradisíaca Playa Barca o el paisaje agreste de la Isla de la Pared, en Cofete.

En su interior se sitúa Pájara, un pueblecito colorido, rico en hibiscos, buganvillas y adelfas, además de varias muestras de la arquitectura popular canaria, como la iglesia de Nuestra Señora de Regla, el faro de Punta Jandía y la ermita de San Antonio, construida en el s. XVIII en el pueblo de Toto.

 

Morro Jable

Morro Jable

Un pequeño enclave marinero que se ha transformado en un referente turístico

Sobre una colina y hasta el paseo marítimo se extiende el pequeño pueblo de pescadores de Morro Jable. En esta localidad costera los protagonistas son las terrazas de bares y restaurantes donde degustar el pescado fresco y los deliciosos platos de la gastronomía canaria. Su principal atractivo es el Mirador de la Iglesia del Carmen desde el que contemplar unas fantásticas vistas del puerto y de la playa.

En pleno Paraje Natural de la Playa del Matorral se sitúa el Faro de Morro Jable. Esta torre de casi 60 metros de altura continua en activo y sirve de guía para los barcos durante la noche.

Morro Jable cuenta con un gran paseo marítimo que bordea la costa de este enclave turístico, en el que se encuentran el esqueleto de un cachalote macho de más de 14 metros de longitud,

Gran Tarajal

Gran Tarajal

La zona más cercana a África guarda la autenticidad de la isla

A menos de cien kilómetros de la costa africana, cuenta con un magnífico puerto comercial y pesquero. La iglesia parroquial de Nuestra Señora de la Candelaria, construida en 1900, es una de sus principales atracciones arquitectónicas.

Los murales gigantes que adornan casas y otros edificios componen un original museo de arte al aire libre con obras de artistas canarios que realzan el aspecto del paseo marítimo.

Tiene la mejor playa urbana de Fuerteventura, de arena oscura, de más de un kilómetro de longitud, y distinguida con el sello de Bandera Azul. El paseo marítimo está repleto de una amplia variedad de restaurantes, bares y cafeterías.

Desde 2017, la playa de Gran Tarajal, que anteriormente había acogido el Womad, es sede del Fuerteventura Sound Music Festival, que se celebra en agosto.

 

EuropaPress 4454617 quesos premio tabefe

Gastronomía de proximidad

El pescado y un queso con denominación de origen son sus productos estrella

La gastronomía de Fuerteventura destaca principalmente por platos elaborados con productos locales. Especies como la ‘vieja’ (pescado autóctono), el chicharro o la sama se suelen servir fritos o asados, aunque también son típicas las salazones y el caldo de pescado con gofio escaldado.

En cuanto a las carnes destaca el baifo (cabrito) asado y el cerdo al horno o adobado. Todo ello sin olvidar otras especialidades del recetario tradicional canario, como el puchero canario (guiso) y las papas arrugás (patatas hervidas con piel) con mojo (salsa típica).

El queso majorero, elaborado a base de leche de cabra, goza de gran prestigio y cuenta con denominación de origen propia.

49188523587 ff39cf2613 k

Una isla para pasarlo bien

Fuerteventura es apreciada por su amplia oferta de actividades al aire libre y de ocio

Esta isla sorprende al visitante. Es un destino apreciado por los que sólo buscan diversión, por las familias que buscan lugares tranquilos y realizar excursiones y por aquellos que solo buscan un lugar para desconectar.

Fuerteventura es conocida por su amplia oferta de actividades al aire libre y de ocio. Golf, buceo, esnórquel, senderismo o windsurf son solo algunas de las actividades recreativas que se pueden practicar en esta isla. Fuerteventura también es conocida por su vida nocturna, con una buena selección de clubs, discotecas y restaurantes, particularmente alrededor de los centros turísticos de Caleta de Fuste y Corralejo.

 

EuropaPress 4469340 museo arqueologico fuerteventura recibe vasija aborigen majos hallada aviso

Un museo al aire libre

La isla se ha enriquecido culturalmente gracias a la herencia de sus antiguos pobladores

Fuerteventura es mestizaje. El paso del tiempo ha dejado en la isla un patrimonio de alto valor arqueológico, artesanal, arquitectónico y etnográfico que se ha enriquecido con la herencia cultural legada por sus antiguos pobladores, por la etapa colonial y por la cultura contemporánea. Yacimientos arqueológicos, casas señoriales, ermitas, faros, molinos y modernas esculturas son parte del legado de la isla.

Paraíso del ocio y del disfrute de la vida, cuenta también con museos y galerías de arte de renombre. Entre ellos, sobresalen el Museo de Arqueología, que protege el extenso pasado de Fuerteventura, con muchos hallazgos arqueológicos notables e información sobre la agricultura rural; el Ecomuseo de La Alcogida, una encantadora recreación de la vida pasada del pueblo; o el Museo Cuevo De Llanos, una cueva a la que solo se puede llegar a través de túneles volcánicos naturales.

No menos relevantes son el Centro de Arte Casa Mane, una impresionante galería de arte en La Oliva, con muchas obras de artistas locales; y el Museo de los Cereales La Cilla, que ofrece información sobre el rico patrimonio agrícola de Fuerteventura.