Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
El presidente de CEOE, Antonio Garamendi / EP

Antonio Garamendi

1 min

El presidente de CEOE dispone de poco más de un mes para recomponer la unidad interna de la patronal. La negociación del acuerdo laboral que ayer se aprobó en el Consejo de Ministros ha sido la gota que ha colmado el vaso del malestar interno que se cuece desde hace meses en la gran organización empresarial y que, más allá del contenido del pacto, tiene que ver con las formas del patrono.

Liderar una institución como CEOE a veces implica ejercer más de político que de empresario, ya que se deben aunar los intereses generales del país con los de los sectores de actividad y las empresas más importantes, las que soportan las grandes bolsas de empleo y que son hipersensibles ante cualquier cambio regulatorio. Antonio Garamendi debe aprender bien esta lección si quiere continuar al frente de CEOE cuatro años más en las elecciones que tendrán lugar el próximo otoño.