Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
La alcaldesa Ada Colau y el cabeza de lista del PSC Jaume Collboni.

El PSC aprieta las tuercas a Colau

1 min

Este mes de abril se vislumbra intenso en el ayuntamiento barcelonés: Ada Colau tiene embastado el acuerdo presupuestario con socialistas, republicanos y la CUP, pero todavía no está todo cerrado porque queda pendiente su aprobación en el pleno municipal. En estos días, los grandes números del consistorio están en periodo de alegaciones y los partidos políticos que están dando apoyo a la alcaldesa se cobran sus piezas en forma de enmiendas.

Los socialistas se saben necesarios para la estabilidad y para la gobernabilidad de la ciudad y pasan el rastrillo para potenciar obras en barrios de la ciudad. Estas enmiendas se sitúan en unos 43 millones que Colau tendrá que asumir si quiere que el PSC, que en el consistorio difige Jaume Collboni, le dé el visto bueno a los presupuestos y más, si cabe, si quiere cerrar un acuerdo de gobierno a final de mes. De momento, las espadas en alto pero el PSC aprieta las tuercas a Colau que sudará para aprobar las grandes cuentas.