Zara abre la primera tienda física para las compras online

Se trata de una tienda especializada en realizar y recoger pedidos online, además de tramitar cualquier devolución o cambio

Imagen interior de la pop-up store de Zara en el centro comercial Westfield en Stratford (Londres) / Inditex

Imagen interior de la pop-up store de Zara en el centro comercial Westfield en Stratford (Londres) / Inditex

El grupo Inditex ha anunciado la apertura, dentro de su marca Zara, de una tienda especializada en realizar y recoger pedidos online, además de tramitar cualquier devolución o cambio, en un nuevo local del centro comercial Westfield en Stratford (Londres). 

La pop-up store tiene casi 200 metros cuadrados que ofrecen una selecta colección de prendas destacadas de Señora y Caballero que pueden ser adquiridas allí mismo a través de internet junto con el resto de la extensa oferta de moda de la marca. 

La innovación y la tecnología al servicio del cliente

El personal de tienda ayudará con tabletas y dispositivos móviles a los clientes, que tendrán la opción de recibir el pedido sólo unas horas después –si la orden se envía antes de las 14.00 horas–, o al día siguiente, –si se realiza por la tarde–. También se facilita el sistema de pago gracias a un innovador sistema de datáfonos bluetooth.

Entre otros avances, cuenta además con un innovador sistema de sugerencias de estilismos a los clientes a través de los espejos-pantalla informativos. Una vez identificados los artículos a través de la tecnología RFID (sistema de identificación por radiofrecuencia), permiten mostrar a tamaño real diversas posibilidades de coordinación y combinación con otras prendas y accesorios.

Esta pop-up store temporal permanecerá abierta hasta la reapertura en mayo de la flagship en este mismo centro, que doblará su superficie hasta los 4.500 metros cuadrados con un concepto totalmente novedoso de tienda que buscará intensificar la satisfacción de la experiencia de compra en el cliente. Será la primera en todo el mundo que incorpore cuatro secciones, ya que, a las tradicionales de Señora, Caballero y Niño se añadirá una específica de Online, en línea con la política de integración digital de la compañía. Este nuevo concepto busca intensificar aún más la experiencia de compra en la tienda con nuevos servicios de atención al cliente y mayores comodidades para el cliente.

La nueva tienda contará además con un Punto Automatizado de Recogida de Pedidos Online con dos pequeños almacenes que permitirán recoger las compras realizadas en Zara.com cuando el cliente lo desee. Este sistema incorpora un lector óptico que escanea el código QR o acepta la clave PIN que el cliente ha recibido a la hora de realizar la compra por internet. En pocos segundos, entrega el pedido a través de una plataforma-buzón. Tras ella, un robot dinámico se mueve por un pequeño almacén con una capacidad de gestión de hasta 2.400 paquetes de forma simultánea. 

La tienda permitirá el pago con móvil a través de las aplicaciones de Zara o del Grupo, InWallet, y contará también con un sistema de cajas de autopago, complementario al sistema convencional, que agilizará el proceso de compra. Este sistema identifica automáticamente las prendas, y los clientes sólo tienen que validar los artículos en una pantalla antes de utilizar su tarjeta o su móvil. A continuación, pueden optar por imprimir el ticket de compra o guardarlo automáticamente en el móvil.