IFA Berlín: apuesta por el hogar inteligente

Estas son algunas de las posibilidades del sector del “smarthome” que se exhiben en la IFA de Berlín, una de las mayores ferias de tecnología de consumo del mundo

Una empleada muestra un pequeño jadín de interior, donde las plantas reciben automáticamente la luz, agua y nutrientes que necesitan / EFE

Una empleada muestra un pequeño jadín de interior, donde las plantas reciben automáticamente la luz, agua y nutrientes que necesitan / EFE

El hogar inteligente es ya una realidad en la que la lavadora y el termostato se encienden desde el móvil, el altavoz apaga las luces con un comando de voz y desde la pantalla táctil del frigorífico se controla el lavavajillas o el televisor. Estas son algunas de las posibilidades del sector del “smarthome” que se exhiben desde hoy y hasta el 6 de septiembre en la IFA de Berlín, que dedica un pabellón completo a cambiar de arriba abajo la gestión de las rutinas del hogar.

La casa inteligente

Esta revolución se está gestando, apuntan los expertos, debido a la convergencia de tres fuerzas del mundo de las tecnologías: el internet de las cosas (IoT), la interconectividad y la aplicación de técnicas de inteligencia artificial (AI).

El hogar inteligente, según los expertos, tiene mucho potencial si, de forma paralela a la introducción de nuevos aparatos y servicios, se siguen presionando los precios a la baja y se hacen más accesibles las tecnologías, como ha sucedido en los últimos años.

Aumenta la demanda del consumidor y bajan los precios

El interés de los consumidores en estas tecnologías va en aumento, según un estudio presentado hoy por la plataforma, en el que se analizan las búsquedas más habituales de los internautas y sus “clicks” en productos concretos.

Según sus cifras, la demanda de lavadoras inteligentes en España se ha disparado en los últimos doce meses un 160 % y la de frigoríficos ha repuntado un 120 %, mientras que la de robots aspiradora ha decrecido un 3,5 %.

Estas tendencias coinciden con un descenso medio de los precios del 17 % en el caso de las lavadoras inteligentes, de casi el 8 % en el de las neveras y del 10 % en las aspiradoras.

España, sin embargo, sigue estando por detrás de otros países europeos, como Francia e Italia, donde la demanda está creciendo de forma aún más acelerada.

Los nuevos dispositivos para el hogar

De mantenerse estas tendencias, en no demasiado tiempo podrían normalizarse dispositivos como los que se presentan en la IFA, como los sistemas que encienden las luces automáticamente cuando se entra en casa, que permiten controlar la calefacción desde el teléfono o que regulan el riego de las plantas.

Destacan también las lavadoras que pesan la ropa en el tambor para administrar de forma automática la cantidad de detergente necesario y las secadoras que se pueden encender a través de una aplicación de forma remota.

Los frigoríficos ocupan también un apartado preeminente en la feria, con modelos con puertas de cristal opaco que, con un doble toque, se vuelven transparentes para poder ver el interior sin abrirlo o que permiten escanear los productos, para lanzar alarmas antes de que caduquen.

Pero los avances tecnológicos está llegando a los rincones más impensables, como el primer parasol que se mueve siguiendo al sol y funciona con energía solar.

La interconectividad y el IoT han irrumpido también en el ámbito de la seguridad en el hogar, pues algunas empresas ofrecen sistemas integrados con cámaras de visión nocturna, sensores de movimiento (con reconocimiento de mascotas) y sirena de alarma que se puede controlar desde el smartphone.

La IFA es una de la citas tecnológicas más importantes del mundo, junto al CES de Las Vegas y al Mobile World Congress de Barcelona, y el año pasado generó en tan sólo seis días un volumen de negocio de 4.500 millones de euros, según las cifras de la organización. Efefuturo