Domino's prueba la entrega de pizzas con coches Ford autónomos

La primera fase se centra en la interacción del cliente con la nueva tecnología de entrega

Cliente recoge su pizza Domino's de un vehículo Ford sin conductor / Domino's Pizza

Cliente recoge su pizza Domino's de un vehículo Ford sin conductor / Domino's Pizza

Domino's pizza y Ford Motor Co. acaban de anunciar una importante colaboración que tiene como objetivo entender el papel que los vehículos de conducción autónoma pueden desempeñar en la entrega de pizza.

Ford es una de las empresas más activas en la apuesta por la conducción autónoma. Así, y con el objetivo de comercialización de estos vehículos en 2021, busca alianzas estratégicas con empresas a fin de obtener más información para asegurar que la tecnología se aplica para mejorar la experiencia del cliente. Ford quiere diseñar un negocio que satisfaga las necesidades tanto de las empresas asociadas como de sus clientes.

Cómo funciona la entrega de pizza

Durante las próximas semanas, de forma aleatoria, los clientes de Domino's en Ann Arbor (Michigan, Estados Unidos) tendrán la oportunidad de recibir su pizza entregada por un Ford Fusion Hybrid Autonomus Research Vehicle (coche de pruebas de conducción autónoma), que será manualmente impulsado por un ingeniero de seguridad de Ford. Los clientes que estén de acuerdo en participar podrán realizar el seguimiento del vehículo de entrega a través del GPS mediante la versión actualizada de la aplicación Domino's Tracker (seguimiento). También recibirán mensajes de texto cuando el vehículo esté a punto de llegar, así como instrucciones con un código para sacar la pizza del coche.

Como parte de las pruebas, los investigadores de ambas compañías comprobarán las reacciones de los clientes al interactuar con estos vehículos como parte de su experiencia del reparto. Esta investigación es importante ya que ambas compañías comienzan a examinar y comprender las perspectivas de los clientes al respecto.