Menú Buscar
Zinedine Zidane en un montaje fotográfico realizado por EFE

Zidane recupera el método Guardiola

El técnico francés sigue los pasos del exazulgrana y aguarda ofertas para la próxima temporada

3 min

Estrenándose por todo lo alto, disipando las múltiples dudas que surgieron en sus caminos, logrando un hueco en la élite de los banquillos del viejo continente, Pep Guardiola y Zinedine Zidane experimentaron la cara más amable del fútbol aunque lo hicieron en banquillos convulsos que no dan un solo respiro. Ambos encontraron en su dimisión, repentinas e inesperadas, la única vía de escape para no acabar tropezando por primera vez como técnicos.

Seis años después de la marcha de Guardiola del Camp Nou, después de un periplo plagado de éxitos con la conquista de 13 títulos, Zinedine Zidane repitió los pasos de su homólogo dejando un hueco y un legado que nadie quiere, o se ve capacitado, para ocupar en el Real Madrid. En el Santiago Bernabéu siguen buscando inquilino para un banquillo volcánico que solo encontró la calma con la aparición del francés.

Con ofertas importantes sobre la mesa, Zidane continuará la hoja de ruta que en su día utilizó Guardiola y vivirá la próxima temporada desde la lejanía. Sin ningún tipo de responsabilidad. Desde la barrera. Un pequeño break antes de afrontar la que será su segunda aventura en los banquillos. El dónde es la gran incógnita que debe resolver el exmadridista. Escuchando propuestas, valorando opciones y decidiendo desde la tranquilidad más absoluta.

Francia en el horizonte

Con el reto de entrenar en otros continentes aplazados hasta más adelante, a pesar de las nadas despreciables sumas de dinero que podría obtener, uno de los objetivos de Zizou es ponerse al frente de la selección francesa. Acertado en su decisión de abandonar el Real Madrid, su apuesta por los blues también resulta adecuada. Ahora y en un futuro.

A la espera de lo que ocurra con el combinado galo en el Mundial de Rusia, una mala competición propiciaría el adiós de Didier Deschamps, el futuro francés está asegurado con una generación de futbolistas con tanto potencial como Antoine Griezmann, Kevin Mbappé, Ousmané Dembélé, Thomas Lemar, Corentin Tolisso, Florian Thauvin, Samuel Umtiti o Nabil Fekir, entre muchos otros, que llegarían a la perfección --a nivel de edad-- para las citas de la Europa de 2020 o el Mundial de 2022. Un desafío mayúsculo. Ahí es donde está el futuro de Zidane