Menú Buscar
Diferentes modelos de esquís de la marca Rossignol / ROSSIGNOL_1907

Rossignol vende su 20% a un fondo de inversión chino

El objetivo de la marca de esquís francesa es penetrar en el mercado asiático con vistas a los Juegos Olímpicos de Invierno de Pekín 2022

2 min

Rossignol, compañía francesa de equipamiento especializado en deportes de nieve, ha vendido el 20% de su accionariado al grupo inversor chino IDG Capital para acelerar su expansión en Asia con vistas a las Olimpiadas de Pekín 2022. El nuevo accionista de la marca gala ya tiene experiencia en el deporte al poseer una participación importante del club de fútbol Olympique Lyon.

La entrada de IDG en el accionariado de Rossignol, cuyo capital es del fondo noruego Altor, quien retiene la mayoría de acciones, además de Sandbridge Capital, la familia Boix-Vives y Weber Capital, tiene como objetivo convertirse en una marca de referencia para el mercado asiático gracias a su conocimiento de este espacio geográfico.

Un gigante de los negocios

La empresa de inversión IDG Capital es una de las grandes responsables del crecimiento de más de 700 compañías del país. Ha estado presente en los Juegos Olímpicos a través de su participación en Infront, la compañía que gestiona los derechos televisivos y licencias de merchandising de los medios de comunicación para todo el planeta.

La afición en China por el esquí es mayúscula. Según el Libro Blanco de los Deportes chino, esta temporada se ha cerrado con 17 millones de forfaits vendidos, cuando hace cinco años no se despachaba ni cinco millones. En 2025 se espera que sean más de 100 millones.

China estima que para ese 2025, el mercado de los deportes de invierno, especialmente el esquí, alcanzará en su país los 13.700 millones de euros en volúmen de negocio. Sólo el equipamiento representará alrededor del 16% de esta cifra.