Menú Buscar
Ceremonia de inauguración del Mundial celebrada antes del partido Rusia-Arabia Saudíen el Estadio Luzhniki de Moscú / EFE

El mundial reactiva la guerra de divisas en el fútbol

La devaluación de las monedas de los países participantes impactará según un informe en el mercado de fichajes

20.06.2018 00:00 h.
5 min

Está en juego un mundial, el del fútbol. Pero también otros muchos mundiales. Uno de ellos es el campeonato de las divisas, un mundial donde la devaluación de las monedas en numerosos países participantes en Rusia 2018 supondrá un atractivo añadido para el mercado de fichajes de este verano.

El hecho de que la depreciación sea vista como una oportunidad se explica a partir de un ranking que recoge la evolución que han experimentado en los últimos 12 meses las divisas de los países que disputan el torneo, y en el que se evidencia claramente cuáles han sido las naciones ganadoras y las perdedoras en este mercado.

En lo más alto

La fuente es el informe El Mundial de las divisas, elaborado por Ebury, empresa de intercambio de divisas y pagos internacionales, y que sitúa al euro en lo más alto del podio, a tenor de la revalorización que ha experimentado respecto al conjunto de las monedas de los países emergentes, y con él todos los clubes de aquellos países que comparten la moneda común.

Prácticamente, todas las divisas de aquellos países han sufrido en el último año fuertes depreciaciones, que oscilan entre el -67,25% del peso argentino hasta el -0,13% del won surcoreano. Según Ebury, se trata de un factor que podría influir previsiblemente en las negociaciones que tengan lugar en el mercado veraniego de fichajes.

Una acción del partido del Grupo B entre Marruecos e Irán / EFE

La acción del partido del Grupo B que dio la victoria a Irán sobre Marruecos / EFE

El Mundial de Rusia constituye la mejor ventana de promoción y de generación de mercado para las estrellas del balón durante el mes que dure el torneo. Un mercado que mueve anualmente una cifra cercana a los 3.000 millones de euros en Europa y que está sometido, al margen de los vaivenes en el rendimiento de cada una de esas estrellas, al impacto derivado de la cotización de las respectivas divisas, que podrá abaratar o encarecer los traspasos.

Casos concretos

En países como Argentina, donde el peso se ha devaluado un 70% respecto del euro, o Brasil, cuyo real presenta en el último año un descuento del 36% respecto al euro, un hipotético fichaje resultaría beneficioso para cualquiera de los grandes equipos que operan con la moneda única.

Así, figuras de la selección albiceleste como el portero Franco Armani (River Plate) o el centrocampista Maximiliano Mezza (Independiente); o los brasileños Cássio Ramos, actual portero del Corinthians, o el defensa Pedro Geromel, que milita en las filas del Gremio de Porto Alegre, podrían representar interesantes oportunidades de compra para el fútbol europeo.

El portero Cássio Ramos, de la selección brasileña / CORINTHIANS

El portero Cássio Ramos, de la selección brasileña / CORINTHIANS

Por otra parte, los futbolistas que juegan en ligas árabes también resultarían atractivos gracias a la devaluación de sus monedas. Es el caso del delantero de la selección egipcia Marwan Mohse, jugador del Al Ahly. Su posible fichaje podría beneficiarse de un ahorro del 4%, que es lo que se ha devaluado la libra egipcia en el último año.

El efecto divisa, por eso, no tendría afectación en el caso de fichajes de contrataciones de primer nivel como Leo Messi, Cristiano Ronaldo o Neymar, ya que militan en clubes que juegan dentro de la zona euro. Caso contrario a lo que ocurriría si algún equipo continental de los que comparten la moneda única optase por la compra de jugadores de la Premier League inglesa. Al cambio, tendrían que abonar un 1% más que hace un año, la ganancia de la libra respecto al euro en este periodo.