Menú Buscar
La piscina de Can Llong del CN Sabadell. Los clubes catalanes de natación se mantienen a flote | CN SABADEL

Los clubes catalanes de natación se mantienen a flote

Un estudio revela que obtuvieron un ingreso medio de 3,2 millones de euros y destaca el papel de las instalaciones multifunción

2 min

Los clubes de natación de Cataluña no hace falta que se agarren por ahora a ningún salvavidas. Un estudio presentado por la consultoría Management around Sports y la Associació Empresarial de Clubs de Natació de Catalunya (AECNC) revela que estos clubes aumentaron el pasado año sus ingresos respecto al 2015, así como su número de abonados y de personal, viéndose también reducida la tasa de abandono.

En concreto, los clubes de natación obtuvieron en 2016 por cada instalación deportiva un ingreso medio por cuotas de 2,4 millones de euros y 892.000 euros por cursos y atípicos. Ambos suman unos ingresos totales por club de 3,2 millones de euros de media. En porcentajes, los ingresos suponen un crecimiento del 0,87% por cuotas, y del 0,88% en los ingresos totales, respecto al 2015.

Crecimiento bajo lupa

Este crecimiento revela un ligero incremento mermado por la caída de la facturación de los clubes de natación que no cuentan con sala de fitness ni pistas polideportivas, porque las instalaciones multideporte fueron las que más ingresaron, con 3,63 millones de euros a través de las cuotas y 1,32 millones de euros obtenidos por cursos de natación. Por tanto, se puede considerar que el crecimiento de los clubes de natación multideporte sostuvo los resultados económicos de todo el sector del agua en Cataluña y permitió cerrar el pasado año con brotes verdes.

El estudio divide los 22 clubes que participaron en el mismo en tres segmentos: 11 centros que tienen espacios de actividad de área de agua, sala fitness, salas de actividades dirigidas, y espacios para otras modalidades deportivas. Ocho centros que tienen espacios de actividad de área de agua más sala de fitness y salas de actividades dirigidas. Y tres más que solo tienen como espacios de actividad el área de agua. En este sentido, son los primeros los que compensan el discreto resultado de los últimos.