Menú Buscar
Aficionados del Barça, el pasado martes en el Camp Nou en partido de Champions / EFE

Los aficionados españoles gastan 3.000 euros al año en fútbol

Viajes, entradas para los partidos, alojamiento y comidas suponen un presupuesto elevado para los más fieles a sus equipos

3 min

La reciente final de la Champions League y la cercanía del Mundial 2018 ha incrementado los precios de las entradas. El comparador de seguros Acierto.com ha realizado un análisis para determinar cuánto dinero gastan los españoles en fútbol cada año. Viajes para seguir a sus equipos, entradas para los partidos, alojamientos, comida... Todo lo que incumbe ir a ver un partido de fútbol.

Los aficionados que no estén abonados a su club gastan una media de 140 euros sólo en ir al estadio. El precio de los abonos se encuentra entre 170 y 1.000 euros en función del club, una cantidad que puede elevarse, ya que algunos partidos de gran trascendencia pueden estar no incluidos. 

Desplazamientos, manutención, merchandising

Al gasto de las entradas hay que añadir el transporte (unos 900 euros contando las escapadas), la comida (unos 720 euros), el merchandising (115 euros por la camiseta y la bufanda), las apuestas deportivas (100 euros al año) y la suscripción al canal de televisión de pago (204 euros al año). En total la cantidad media asciende hasta los casi 3.000 euros por aficionado y temporada. Un hobbie al que más del 70% de los españoles sucumbe cada domingo. 

Gasto en fútbol por temporada de los aficionados españoles / ACIERTO.COM

Gasto en fútbol por temporada de los aficionados españoles / ACIERTO.COM

Cabe matizar que el coste dependerá del equipo y del grado de implicación del seguidor con su club. De hecho y sólo en el merchandising, existen diferencias de hasta 20 euros entre las camisetas de distintos conjuntos. Por no hablar de las posibilidades de disputar competiciones en el extranjero, los abonos y otros de los dispendios comentados anteriormente.

Recorriendo el mundo para seguir a tu club

Respecto a los viajes, los hinchas más fervientes pueden llegar a viajar incluso más de tres veces al año por no perderse un partido. Es por ello que los seguidores del Real Madrid y del Barça son los que más gastan.

Las cifras no resultan sorprendentes si tenemos en cuenta que sólo LaLiga constituye uno de los motores de la economía española (ya en 2015 representaba casi el 1% del PIB) y que actualmente mueve más de 8.000 millones de euros al año. El deporte rey genera más de 140.000 puestos de trabajo al año dentro de nuestras fronteras e impacta positivamente en sectores como el turismo, el comercio, la hostelería y en la industria audiovisual, entre otros muchos.