Menú Buscar
El Gavá durante un encuentro de Segunda 'B' ante el filial del RCD Espanyol / Héctor Farrés

Comprar una plaza en Segunda B cuesta 133.000 euros

El descenso administrativo del CF Gavá y CD Boiro abre un proceso para cubrir dichas ausencias que finalizará este viernes

3 min

El galimatías de la Segunda División B vive un nuevo capítulo en la búsqueda de un final que parece cada vez más cerca de hacerse realidad. Tras las dudas generadas en torno a las dos plazas vacantes en la categoría, tras el descenso administrativo por impagos del CF Gavá y CD Boiro, la Real Federación Española de Fútbol (RFEF) ya ha puesto precio a las mismas.  

En un comunicado oficial, el organismo español ha cifrado en 133.000 euros lo que deberán abonar los clubes interesados en hacerse con las plazas del club catalán y el gallego, ambos descendidos por impagos, a pesar de haber finalizado sus campeonatos regulares en la décima y decimocuarta plaza, respectivamente.

El Peralada, al acecho

Tras quedarse a tan solo un gol de la gloria del ascenso en la última eliminatoria de la fase de ascenso, el Peralada CF (Girona) se postula como el gran candidato a hacerse con la plaza del Gavá en el grupo 3 de la categoría.

Conscientes de que el ascenso a Segunda B es algo primordial para mantener su vínculo con el Girona FC (los de Peralada desde esta temporada han actuado como el filial del nuevo equipo de Primera División), fuentes cercanas al club han informado a Crónica Global que el salto de categoría es prácticamente un hecho y que la cantidad que solicita la RFEF no será un impedimento. 

A la espera de lo que pueda pasar aparece otro club catalán. El Terrassa FC ya mostró su intención de adquirir una plaza en Segunda B pero es consciente de que sus posibilidades nacen a partir de la renuncia del Peralada. 

Peña Deportiva, la otra novedad

Sin conocerse aún quién ocupará la vacante del CD Boiro en el grupo 1, y al margen de problemas administrativos, este lunes, 3 de julio, se hizo oficial otra noticia que ayuda a desatascar el embrollo generado en la categoría que disponía de otra vacante pero por motivos muy distintos a las dos anteriores. 

En el ámbito deportivo, tras el descenso del Mallorca B a Tercera, arrastrado por el del primer equipo de Segunda A a Segunda B, la Peña Deportiva de Ibiza confirmó en su página web que será el club que ocupe la plaza en una categoría todavía por cuadrar.