La doble realidad del Camp Nou

El duelo ante el Getafe registró la mejor entrada de la temporada en el campeonato de Liga pero sigue lejos de campañas anteriores

Imagen del Camp Nou este domingo en el duelo entre Barça y Getafe / FCB
12.02.2018 19:15 h.
4 min

La jornada liguera de este domingo en Barcelona no dejó excesivas alegrías. Sin la esperada victoria azulgrana, sin goles y sin grandes alardes, por no haber no hubo prácticamente ni ocasiones, el empate entre Barça y Getafe propició cierta indiferencia en el aficionado que respiró aliviado al ver la distancia que existe todavía en relación al siguiente perseguidor. En una tarde de pocas alegrías, en can Barça encontraron un motivo para sonreír. Más allá del terreno de juego, donde el equipo azulgrana se quedó sin marcar un solo gol en su estadio 449 días después, el Camp Nou por fin respondió a la llamada del equipo.

En uno de aquellos horarios que suelen estar acompañados de una buena entrada, el estadio azulgrana registró este domingo la mejor asistencia de la temporada en el campeonato liguero75.681 espectadores fueron testigos de un plomizo partido de los suyos ante un Getafe que demostró su buen hacer defensivo para lograr ser el segundo equipo que logra puntuar en la visita a la Ciudad Condal.

Si los datos de asistencia de la presente campaña van encaminados hacia un registro negativo histórico, grandes citas como la semifinal de Copa del Rey ante el Valencia volvió a poner en liza un problema de compleja solución, la cifra de este domingo bien merece una mención. Superando los 72.857 espectadores logrados ante el RCD Espanyol (en septiembre), los 75.681 aficionados de este último fin de semana se han convertido en el registro más alto en el campeonato liguero de la temporada y en el cuarto de todas las competiciones solo por detrás de los 89.514 de la Supercopa ante el Real Madrid (agosto), los 78.656 del duelo europeo ante la Juventus (septiembre) y de los 79.774 del derbi copero ante el Espanyol (enero).

Una doble realidad

Aunque lógicamente el dato invite a un cierto optimismo, puesto en contexto la realidad no cambia: el Barça tiene un problema con el Camp Nou. Según los datos aportados por la Tdp, los 75.681 aficionados que significaron la mejor entrada liguera de la presente campaña tan solo ocuparían la decimocuarta posición en los números que se registraron durante la pasada temporada.

Faltando todavía la visita de Atlético de Madrid, Real Madrid o Villarreal, los datos no invitan a ser excesivamente optimista y es por ello que desde el club azulgrana ya están realizado un minucioso estudio para determinar las causas de la bajada tan drástica de asistentes, con un equipo que va camino de firmar un triplete y que cuenta con una media de asistencia en su estadio de poco más de 60.000 espectadores.

La compleja situación que vive Cataluña, el consiguiente descenso de turistas - parte importante en las últimas temporada de los grandes registros del estadio - y la fórmula del 'Seient Lliure', se estima que más de la mitad de abonados no asisten con regularidad a los encuentros, ha propiciado que igualar la media de espectadores de la temporada pasada, cifrada en unos 77.000 aficionados, y la de hace dos años, de algo más de 70.000, se antoje utópico a pesar de seguir contando sobre el césped con la magia de Leo Messi. El que nunca se ausenta.

¿Quiere hacer un comentario?