Menú Buscar
Barcelona exhibe el potencial de los e-sports

Barcelona exhibe el potencial de los 'e-sports'

Jugadores becados, retransmisiones en directo y grandes sumas de dinero han sido algunos de los temas tratados en Gamelab 2017

6 min

Cada vez son más los expertos que comienzan a pensar que los e-sports serán los deportes masivos del futuro y que sus jugadores tendrán una popularidad y unos ingresos a la altura de las mayores estrellas del deporte tradicional. En esta línea se desarrolló la conferencia que ofreció Mike Sepso, de Activision Blizzad y máximo responsable de su división de e-sports y figura referente en los videojuegos, en el marco del Gamelab 2017, congreso se ha celebrado del 28 al 30 de junio en el Hotel Hesperia Tower de L’Hospitalet de Llobregat y que pasa por el mayor evento de ocio interactivo de los que se celebran en España.

Hay que señalar que estas ligas de videojuegos, que surgen en Asia, principalmente en Corea del Sur hace poco más de una década, han dado el salto a Estados Unidos, donde su crecimiento está siendo explosivo. Así, Kurt Melcher, director ejecutivo de e-sports en Intersport, señalo en su ponencia en el Gamelab que en 2017 se prevé que las universidades americanas destinen cuatro millones de dólares en becas para los deportes electrónicos, lo que indica la fuerza con que se están desarrollando estos deportes, y ha hecho que irrumpan jugadores profesionales, grandes sumas de dinero en premios, patrocinadores y, sobre todo, una destacada difusión por televisión.

Audiencia televisiva

Este potencial ha llevado a que los expertos estén de acuerdo en que el desarrollo de los e-sports va a estar vinculado a las retransmisiones televisivas. Así, ha surgido Mlg.tv, donde las partidas de los jugadores más destacados de la plataforma MLG son retransmitidas en directo por televisión e internet. Y, como ejemplo, citar que la final de uno de los principales ciberdeportes tuvo más cuota de pantalla que las finales de la NBA.

18494042773 b3dd25cbbd o

Barcelona reunió en el Gamelab a los gurús de las nuevas tecnologías / GAMELAB BCN 

Buena nota de todo esto ha tomado Telefónica, que ha inaugurado hace pocas semanas el Movistar eSports Center, un espacio de más de 1.000 metros cuadrados ubicado en Madrid donde se celebrarán actividades de formación y divulgación de los e-sports, además de competiciones de deportes electrónicos. También hace las funciones de sede del club Movistar Riders, que con siete equipos integrados por más de 60 profesionales participa en las principales competiciones de e-sports.

Además, y como fin primordial, el proyecto contará también con su propia plataforma de creación de contenidos, que se difundirán por los canales digitales, redes sociales y también a través de Movistar TV. Porque según datos recogidos por la empresa Superdata las audiencias en Estados Unidos de estas competiciones electrónicas aumentaron un 14% en 2016 y podrían alcanzar los 300 millones en 2019.

Concepto de deporte

Las empresas empiezan a tener claro que los e-sports son un inmejorable canal para llegar a la llamada generación millennial, con una rentabilidad por inversión brutal, y donde todo está por descubrir y desarrollar. Y es que da la sensación de que estos videojuegos de competición han llegado para quedarse y que van a cambiar la forma de entender tanto el deporte como su retransmisión televisiva.

Barcelona no solo ha mostrado estos días que es la capital del videojuego, con un sector en auge que hace que Cataluña reúna el 36,9% de la facturación estatal en desarrollo de videojuegos (152 millones de euros de un total de 412,4 millones de euros, según los últimos datos del Instituto Catalán de las Empresas Culturales, ICEC), sino que ha exhibido una industria vinculada al deporte que ha tenido un desarrollo notable tanto en popularidad como en relevancia económica en estos últimos años, sobre todo en su versión de torneos profesionales.

Un futuro espectacular

Eventos estelares, cadena de televisión para su retransmisión en directo, acuerdos con Facebook live y un universo infinito de posibilidades, incluso, de compra y venta, como sucedió hace unos meses con la adquisición de MLG por parte de la empresa Activision-Blizzard por 46 millones de dólares.

Todo esto es el menú de estas competiciones, actividades seguida por más de 385 millones de aficionados, y de los que la mitad de ellos se declaran “muy entusiastas”, que mueven más de 600 millones de euros anuales, con crecimiento de cerca del 40% anual, calculándose que en el año 2020 rozaran los 1.500 millones de dólares de volumen. Realmente un bocado muy atractivo que obviamente no ha pasado desapercibido para las empresas tecnológicas.