Menú Buscar
André Gomes dispara en una sesión de entrenamiento / FC Barcelona

André Gomes refrenda su 'annus horribilis' quedándose sin Mundial

El futbolista del Barça, igual que Semedo, se queda fuera de la lista de Fernando Santos

3 min

André Gomes no podrá reivindicarse en Rusia. Tras cerrar una nueva temporada decepcionante en el Camp Nou, donde reconoció que la presión de vestir la zamarra culé ha podido con él, el centrocampista del Barça ha visto penalizada su irregularidad como azulgrana con la pérdida de su plaza en el Mundial de Rusia. Siendo una de las ausencias destacadas, el futbolista de 24 años no formará parte de la expedición portuguesa que buscará el título de campeona del mundo en la cita de este verano.

El seleccionador Fernando Santos ha dejado fuera de la convocatoria definitiva a un André Gomes que tenía Rusia como una oportunidad para dar rienda suelta a su talento y acercarse a la versión del futbolista que se vio en Mestalla. Fijo en el centro del campo luso, pocos apostaban por la no inclusión del azulgrana en una nómina de jugadores donde tampoco estará el azulgrana Nelson Semedo

André Gomes i Nelson Semedo durante una sesión de entrenamiento

André Gomes i Nelson Semedo durante una sesión de entrenamiento / FC Barcelona

El lateral portugués, que había entrado en las últimas convocatorias de Santos, tampoco tendrá cabida en la selección en una lucha en la que se han impuesto Cédric Soares y Ricardo Pereira.

Su salida se complica

Mientras Semedo tiene garantizada su continuidad en el equipo, la decisión de Santos de no incluir a André Gomes en la lista definitiva para el Mundial supone un revés para el Barça a la hora de intentar dar salida al centrocampista. Desde el club azulgrana se esperaba que la cita mundialista sirviese para ver la mejor versión del joven futbolista, aumentado así las opciones de lograr un buen traspaso por un jugador por el que parece complejo poder recuperar la inversión hecha.

31 partidos disputados (1185 minutos) --desconvocado en duelos tan importantes como la visita a Roma, la final de Copa o en el último clásico ante el Real Madrid--, no han sido suficientes para ver el nivel esperado de un futbolista que deslumbró en Mestalla y que la presión del Camp Nou ha podido con él hasta el punto de costarle un Mundial