Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Caseta de socorristas / EP

Muere un joven de madrugada en la playa en San Pedro

Un chico de 18 años fallece después de que una caseta de socorristas caiga sobre él en mitad de la noche

3 min

Una noche de verano en la playa se ha convertido en una terrible pesadilla, después de que un joven de 18 años falleciera a causa de la caída de un puesto de socorristas sobre él.

Los hechos ocurrieron a las dos de la madrugada de este martes. La víctima y sus amigos fueron a la playa de El Mojón, en San Pedro del Pinatar (Murcia) y se devino la tragedia.

Hechos

Varios testigos apuntan que un grupo de unos 12 chicos estaban de botellón, subidos al puesto de vigilancia de madera que hay en la costa. La base cedió e hizo caer la caseta entera.

Un chico se encontraba debajo del puesto en ese momento y recibió un fuerte impacto en la cabeza que lo dejó inconsciente. Las primeras hipótesis apuntan que habría muerto en el acto.

Actuación

Entre escenas de pánico y de dolor, se alertó a las autoridades y se desplazaron hasta el lugar varias patrullas de la policía local y la Guardia Civil, quien se ha hecho cargo de la investigación. Por el momento no se ha producido ninguna detención.

"La gerencia de Urgencias y Emergencias Sanitarias 061 mandó dos ambulancias, una de ellas una unidad medicalizada de urgencias, cuyo personal no pudo más que certificar la muerte de un chico", señalan desde este servicio. Asimismo, esta unidades trasladaron al hospital General Universitario Los Arcos del Mar Menor a otros dos a otros dos jóvenes que se encontraban en el lugar, un chico y una chica, ambos de 18 años, que resultaron heridos leves.

Investigación abierta

Fuentes del Instituto Armado señalan que las declaraciones de los testigos serán claves a la hora de resolver el caso. Asimismo, tras el levantamiento del cadáver, se está a la espera de los resultados de la autopsia para corroborar las causas concretas de la muerte.

Por su parte, la policía municipal y equipos de Protección Civil se han desplazado esta mañana a la playa para la elaboración de nuevos informes y tomar medidas de la torre. La zona del accidente sigue acordonada y los socorristas se han situado a unos diez metros del lugar para garantizar la seguridad de los bañistas.