Menú Buscar
Una niña bucea en una piscina / EP

Espectacular robo de una piscina de 18.000 litros

Los ladrones dejaron la finca anegada de agua y la carretera de la zona era una cáscada

2 min

Los vecinos de Trapa, un pequeño pueblo de Asturias, no dan crédito al increíble robo de una piscina de 18.000 litros de agua que ha sufrido una familia.

Las mismas víctimas se han quedado completamente atónitas tras lo sucedido. La pileta, desmontable y de 1,2 metros de profundidad y cinco de diámetro, estaba completamente a la vista, cercada por una estructura de madera, al lado de la carretera y bajo la luz de una farola que la tenía iluminada desde que caía la oscuridad.

Drama familiar

Pero de la noche a la mañana, hace unos días, la familia se despertó y la piscina se había esfumado. Los hijos, de 9 y 11 años, “lo pasaron mal y hubo lágrimas”. Era su principal entrenamiento, tanto es así que incluso montaron un gran trampolín.

Nadie sabia muy bien cuando se produjo el robo. Algunos aseguran que fue alrededor de las 3 horas de la madrugada, porque se oyeron a algunos perros ladrar. Pero poco más.

El día después

La mañana siguiente de los hechos el espacio ocupado por la pileta estaba completamente mojado. Una cascada cayó por la carretera y la finca quedó completamente anegada de agua.

Los investigadores del caso apuntan a que seguramente los ladrones usaron un vehículo para llevarse la piscina. Para ello, tuvieron que saltar la valla que protege la casa, sacar toda el agua y arrastrar la estructura hasta el coche para llevársela.

Restos del crimen

Los delincuentes se dejaron la depuradora y algunos instrumentos accesorios de la pileta: las escaleras, la red para limpiarla y el toldo que la cubría, entre otras cosas.

Los vecinos siguen atónitos ante lo sucedido y esperan que encuentren a los responsables del robo, especialmente tras el disgusto de los pequeños de la familia. “Al menos --subrayan--, ha sucedido al final del verano”.