Menú Buscar
Uno de los aviones de la compañía implicada en el incidente / Europa Press

Pánico en un vuelo Ibiza-Leeds por un brusco descenso de emergencia

El avión de la aerolínea Jet2 sufrió un error técnico y descendió hacia el mar, antes de aterrizar de emergencia en Barcelona

3 min

Un vuelo de la aerolínea Jet2, que hacía su trayecto de Ibiza (Islas Baleares) a Leeds (Reino Unido), tuvo que realizar el pasado domingo 16 de julio, un descenso de emergencia en el aeropuerto del Prat en Barcelona, debido a la pérdida de presión en la cabina.

El avión sufrió un error técnico y perdió altura bruscamente, lo que hizo que los 180 pasajeros y la tripulación del vuelo LS264 vivieran la hora más larga de su vida. La aeronave descendió hacia el mar, y la pérdida de presión los obligó a colocarse las mascarillas de oxígeno.

Pánico en el descenso

En esos momentos, el pánico se apoderó de los viajeros que vieron por las ventanillas cómo el avión descendía a gran velocidad, y el mar parecía estar cada vez más cerca. Afortunadamente el piloto consiguió estabilizar la nave a menor altura y solicitó permiso para aterrizar en Barcelona.

Algunos de los pasajeros han publicado en las redes sociales vídeos de cómo fueron esos instantes de caos, en los que tuvieron que respirar a través de mascarillas que colgaban sobre los asientos.

Relato a bordo

Una de las personas a bordo ha relatado que cuando llevaban media hora de vuelo, el piloto advirtió por megafonía que debían “prepararse para un descenso de emergencia”, mientras empezaron a sonar alarmas en la cabina. Varios de los viajeros enviaron mensajes a sus familiares porque temían una tragedia.

Finalmente –y tras esperar cuatro horas en el aeropuerto de El Prat de Barcelona– los atemorizados pasajeros pudieron embarcar en otro avión rumbo a Leeds. La aerolínea ha explicado que el incidente fue causado por un “problema técnico menor”.

Descenso controlado

Asimismo Jet2 ha destacado que su tripulación "altamente capacitada siguió todos los procedimientos e hizo un descenso controlado antes de aterrizar con seguridad” en Barcelona, y ha pedido disculpas a los afectados.