Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Estado de un patinete eléctrico tras un accidente / GUARDIA CIVIL

Un conductor de patinete, denunciado tras sufrir un accidente por ir bebido

Un hombre de 30 años se enfrenta a una multa de 1.000 euros por conducir el aparato bajo los efectos del alcohol

2 min

El conductor de un patinete eléctrico se enfrenta a una multa de hasta 1.000 euros tras sufrir un accidente. La razón es que al hacerle las pruebas de alcoholemia dio positivo.

Los agentes del Sector de Tráfico de la Guardia Civil en La Rioja han denunciado al conductor del vehículo de movilidad personal, un hombre de 30 años, por circular bajo los efectos del alcohol.

De madrugada

Los hechos sucedieron el pasado 13 de junio sobre las 2.15 de la madrugada en la calle Parras de Ribafrecha (Logroño). El implicado es un varón de 30 años, de nacionalidad española y residente en un municipio riojano.

Los agentes de la Guardia Civil acudieron al lugar del siniestro vial, alertados por la caída en la calzada de un conductor de un vehículo de movilidad personal. Al llegar, encontraron que el hombre estaba herido.

Síntomas de embriaguez

Los agentes observaron que el hombre presentaba síntomas de embriaguez y ante la imposibilidad de realizarle las pruebas pertinentes en el lugar de los hechos lo trasladaron al hospital para hacerle el correspondiente test, con la orden de que la analítica fuera remitida al laboratorio de referencia de la Dirección General de Tráfico.

Los resultados confirmaron la sospecha del instituto armado y revelaron que el hombre circulaba con una tasa de alcohol en su organismo de 1,19 gramos por litro de sangre, por lo que procedieron a tramitar la correspondiente denuncia. El conductor se enfrenta ahora a una sanción económica de 1.000 euros.