Menú Buscar
Sor Lucía Caram y el ex presidente de la Generalidad, Artur Mas

Le cae la del pulpo a Sor Lucía Caram por decir que la Virgen María practicaba sexo con San José

La monja, conocida por su polémico activismo político en favor de la independencia de Cataluña, se mete en otro charco

3 min

El obispo de Vic (Barcelona), Román Casanova, ha criticado unas declaraciones de la monja Lucía Caram el domingo en un programa de televisión, por decir que creía que la Virgen María y San José pudieron tener relaciones sexuales, mientras que ella se ha disculpado por si ha ofendido a alguien, aunque considera normal que hubiera sexo entre los padres de Jesús.

En un comunicado, Casanova ha dicho este miércoles que "estas declaraciones no se ajustan a la fe de la Iglesia", y el secretario general de la Conferencia Episcopal Española (CEE), José María Gil, se ha hecho eco de las palabras del obispo en un apunte en Twitter.

"Forma parte de la fe de la Iglesia, desde sus inicios, que María fuera siempre virgen", como recogió el Concilio II de Constantinopla, ha asegurado el obispo de Vic, y ha lamentado la confusión que esas declaraciones hayan podido crear en los fieles.

Lectura "ideológica y perversa"

Este mismo miércoles, Caram --conocida por su activismo político a favor de la secesión de Cataluña-- ha respondido en un comunicado tras el revuelo de sus palabras en los medios de comunicación: "Si alguien se sintió ofendido, pido disculpas. Y si alguien no entendió mis palabras, estoy dispuesta a dialogar. Pero que nada hiera el respeto, el amor y la comunión".

"Quise manifestar que no me escandalizaría si hubiera tenido una relación de pareja con José, su esposo", y que eso también forma parte del misterio.

"Me preocupa la lectura fragmentada, ideológica y perversa que algunos martillos de herejes, sedientos de venganza y animados por el odio, han hecho llenando de calumnias, amenazas serias, incluso a mi vida, en diversos medios", ha asegurado la monja.

En el programa, Caram dijo que el sexo "es una parte constitutiva de todas las personas", y que es una bendición que ha sido tabú en la Iglesia, sobre lo que añadió que ella misma también manifestó su fidelidad a la opción de vida que escogió, viviendo la virginidad.

"Creo que María estaba enamorada de José, y yo creo que era una pareja normal", afirmó en su aparición televisiva, y, preguntada por si creía que tenían sexo, admitió que responder afirmativamente generaría reacciones, pero que lo normal es tener sexo y una relación normal de pareja.