Menú Buscar
Gerard Piqué y Shakira junto a sus hijos en Puigcerdá (Girona) / CD

Las vacaciones navideñas repletas de lujo de Piqué y Shakira

La pareja disfrutó con sus hijos y con la presencia de los padres de la cantante en Nueva York y del futbolista en la Cerdanya

3 min

Piqué y Shakira no han parado estas navidades. Y lo han hecho con todo lujo de detalles. No han escatimado y han hecho de las vacaciones un canto a la facilidad que da tener mucho dinero.

Después de una época en la encrucijada por una posible crisis, la pareja ha querido pasear su amor por las calles más afamadas de Nueva York y por los espectaculares paisajes de  la Cerdanya catalana.

En la ciudad de los rascacielos, la pareja se alojó en St. Regis Hotel, uno de los más famosos de Nueva York y protagonista en varias películas de Hollywood como Hannah y sus hermanas. Allí coincidieron con los padres de la artista y abuelos de sus hijos, William y Nadia. En este mismo hotel ya se alojó la artista en 2009 cuando visitó Nueva York para dar un discurso en la ONU.

Unas vacaciones de ocio

El 25 de diciembre acudieron junto a Sasha y Milan a un partido de los Knicks de la NBA. Las cámaras del estadio les grabaron con el celebrity row. También acudieron a un partido de hockey sobre hielo de los NY Rangers.

 

Special guests in the 

Una publicación compartida de New York Knicks  (@nyknicks) el

El 26 por la tarde, la pareja cenó en el Hunt&Fish Club, un restaurante de la ciudad que ofrece una buena selección de pescados del día. El precio medio no es inferior a 100 euros por comensal, sin contar la propina.

Como recoge Vanitatis, la familia también estuvo en el Museo de Ciencias Naturales, acudieron a un musical en Brodway y pasearon por Central Park, donde se dejaron ver ante la mirada de los paparazzi.

Nochevieja en Cataluña

Ya en Cataluña, la familia dio la bienvenida al año nuevo en las montañas de Puigcerdá (Girona). Allí se hospedaron en el lujoso resort Aigua, donde celebraron la llegada del 2018, un año decisivo en las carreras profesionales de ambos.

Entre montañas repletas de nieve, los Piqué Mebarak recibieron a los Reyes Magos en persona, que ofrecieron regalos a sus dos pequeños para cerrar diez días de vacaciones sin descanso.