Menú Buscar
Imagen de lonchas de jamón / PIXABAY

Este es el motivo por el que el jamón cortado a cuchillo sabe mejor

No se trata de un capricho 'gourmet' sino del paso previo por el congelador de las patas de cerdo que se despiezan a máquina

2 min

No es un capricho de sibaritas. Es que un detalle como el corte del jamón influye en su sabor. No por el cuchillo o la cuchilla, en caso de que este se realice a máquina, sino porque las patas que no se despiezan de forma manual tienen que pasar por un congelador previamente. 

¿El motivo? Al igual que en cortes como el carpaccio, que el producto se encuentre en este estado facilita el corte. Un proceso que puede modificar el sabor. Y es que no sería la primera vez que, a pesar de que la normativa permite congelar piezas incluso de ibérico, llega el periodo navideño y se venden productos que llevan en la cámara frigorífica durante años. Entonces sí, la calidad no será la misma. 

Envasado al vació 

El proceso pasa por deshuesar la pieza y compactarla. Tras el paso por el congelador y el corte vendría el ulterior envasado al vacío. ¿Merece la pena pagar más por un corte a mano? En teoría, durante una cata a ciegas, tendría que ser un paladar experto el que detectase los matices. 

Pero, de cara a las celebraciones que se avecinan, no está de más conocer los entresijos de este producto tan típico y apreciado. Eso sí, aunque el bolsillo no alcance para adquirir uno de exquisita calidad, al menos podremos marcarnos un tanto contando la anécdota en mitad de la reunión. Además, cualquiera que sea el corte, la clave está en sacarlo con antelación de la nevera y dejar que atempere antes de su consumo.