Menú Buscar
Letizia Ortiz en una foto de archivo / EP

Letizia, reina de reinas del bisturí

La mayoría de monarcas recurren a la cirugía para hacerse retoques y Letizia encabeza la lista, aunque no es la única

3 min

Ser monarca es algo que supone una gran presión mediática constante y su figura formará parte de la historia de cada país. Por eso o por cualquier otro motivo aparente, las reinas de los países con monarquías vigentes se han aficionado a la cirugía estética. 

Letizia, reina de España, es la número uno en estas pequeñas operaciones estéticas, pero no es la única. 

Letizia enamoró a media España desde su silla del telediario. Una vez empezó su relación amorosa con el príncipe Felipe VI se sometió a una corrección del tabique nasal que, según dicen, le provocaba ciertas incomodidades. A partir de aquí, le cogió gusto a la experiencia y Letizia se ha ido quitando imperfecciones. Desde las estrías por sus embarazos, hasta las arrugas propias de la edad.

Mette Marit es una de las princesas peor vista por el público. Con un pasado dudoso, enamoró locamente a un heredero escandinavo. Con un poco de cirugía, se convirtió en una princesa de cuenta. Mette se ha convertido de la noche a la mañana en una mujer 20 años más joven y sin las marcas de un pasado lleno de acción.


Mette Marit antes y después

Rania de Jordania es una de las mujeres más bellas del mundo. Desde 1993 es la esposa del rey Abdulá. Se operó la nariz, donde especialmente se le ha notado el cambio. Además, como Letizia, rejuvenece su rostro muy a menudo y se dice que se fija en Letizia para lucir bella.  

 

Raina de Jordania

La mujer del príncipe Alberto, fue una nadadora famosa. Se ha sometido a varias intervenciones. Principalmente la nariz que se ve ahora más perfilada y sus labios se han vuelto más carnosos. Las patas de gallo también se fueron y no serán las únicas que se marcharán.

Charlene de Mónaco después y antes