Menú Buscar
Fiestas patronales y patronales del mes de agosto / PIXABAY

Fiestas populares y cómo mimetizarse en ellas

El verano es la época de celebración de las fiestas patronales de muchos pueblos de la geografía española y, aunque lo parezca, no todas son iguales

María Díaz
5 min

Aquello de que la noche se junte con el día, de que la charanga marque el ritmo de los pasos de personas vestidas con camisetas de todos los colores, de poner en práctica una coreografía con el resto del pueblo en la plaza al compás del pasodoble Paquito el Chocolatero y desayunar churros, solo lo conocen los que han vivido desde dentro alguna fiesta patronal.

El verano puede ser sinónimo de calor, descanso, playa, montaña o piscina, pero también lo es de las festividades populares por toda la geografía española. La agencia de viajes online Rumbo acaba de publicar una guía con las que aún quedan por celebrarse hasta que el otoño haga su entrada. Incluye los detalles de las celebraciones de cada una de ellas para los visitantes con poca experiencia en este tipo de eventos.

Chinchón

Del 10 al 18 de agosto la localidad madrileña de Chinchón le rinde tributo a Nuestra Señora de Gracia y a San Roque. Querer formar parte de estas fiestas patronales supone asumir que la tradición marca la norma.

Esto quiere decir que los actos religiosos y las procesiones comparten protagonismo con las verbenas, las actuaciones artísticas de todo tipo, el desfile de gigantes y cabezudos y los encierros.

Medina del Campo

El municipio vallisoletano de Medina del Campo celebra del 14 al 18 de agosto la Feria Imperiales y Comuneros en su Semana del Renacimiento, una festividad dedicada a los siglos XV y XVI, momentos de máximo esplendor de la localidad.

Participar de estas fiestas implica viajar en el tiempo para disfrutar como se merece de los mercados medievales, de los juegos tradicionales, de los espectáculos pirotécnicos y musicales y de las actividades culturales programadas para esos días.

Navarrete

Quienes deseen vivir unas fiestas patronales en las que no falten ninguno de los elementos básicos de dominio popular para esta clase de celebraciones, debe acudir a Navarrete, en La Rioja. Del 14 al 19 de agosto las Fiestas de San Roque congregan a vecinos y forasteros en las actividades dispuestas por el ayuntamiento para conmemorar su semana grande.

Los juegos para los niños, las actividades populares para todos los públicos, las verbenas, la procesión y los fuegos artificiales se suman a la oferta gastronómica y a las catas de vino producido en Navarrete en el programa de fiestas.

Borja

Borja es el pueblo de Zaragoza en el que se celebra una de las festividades más curiosas de toda España: el Dance de San Bartolomé. Los días 24 y 25 de agosto la Plaza del Olmo de la localidad da cabida a la representación de ese baile popular al que pone música la Agrupación Musical Borjana.

Imagen de La Tomatina de Buñol una e las fiestas populares de agosto más famosa de España/ PIXABAY
Imagen de la fiesta popular de La Tomatina de Buñol / PIXABAY

Para participar de la fiesta, hay que saber que cuenta con personajes protagonistas. Así, existe un cipotegato, un mayoral, una zagal, un ángel, un diablo y los danzantes, que usan  palos, espadas, arcos y cintas como acompañamiento de los pasos de baile de la coreografía.

Cuéllar

En este municipio de Segovia se celebran del 25 al 29 de agosto los conocidos como los Sanfermines de Castilla y León. Son las carreras con toros más antiguas de toda España y han sido declaradas de Interés Turístico, Nacional e Internacional. Para mimetizarse en ellas como asistente basta saber que su recorrido se realiza por el campo y por las calles de Cuéllar.

Es una de las fiestas más tradicionales del país puesto que combina la tauromaquia con las verbenas en la plaza del pueblo, al que asisten las peñas de amigos y donde se realiza el Baile de la Rueda a ritmo de jota. Para reponer fuerzas Cuéllar ofrece el almuerzo del segador: huevos fritos, chorizo, cinta de lomo y patatas fritas.

Buñol

En la localidad valenciana de Buñol tiene lugar una de las fiestas españolas que más popularidad tiene a nivel nacional e internacional: la Tomatina. El 28 de agosto el pueblo se viste de rojo.

Visitar Buñol en esa fecha conlleva formar parte de una batalla en la que los combatientes van armados con tomates. Desde el año 1945 este fruto protagoniza una de las festividades más atípicas y divertidas del panorama nacional.