Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
La Mari de Chambao / EFE

La Mari de Chambao: "Me parece una ruina haber quitado la Filosofía de la enseñanza"

La cantante malagueña emprende una gira por su 20 aniversario en el sector llena de alegría y con muchos proyectos por delante

11 min

María del Mar Rodríguez Carnero (Málaga, 1975) lleva ya 20 años en el mundo de la música. Primero se la conoció como la cantante de Chambao; luego fue La Mari de Chambao, nombre con el que ha hecho una carrera en solitario, así como con el de Lamari.

Tanto da cómo la llamen, el éxito es más que evidente y está dispuesta a celebrarlo por todo lo alto. Su gira XX arranca este 14 de mayo en su ciudad natal y prevé circular por toda España, parte de Europa e Hispanoamérica. Y no estará sola. Más allá de su público, al que prefiere llamar "personas", no descarta que se suban al escenario artistas que la han marcado en este viaje por el tiempo y la música. Ya tiene dos especiales montados y lo avanza en esta entrevista con Crónica Directo.

--Pregunta: 20 años en la música. ¿Cómo se viven? ¿Cómo se siente?

--Respuesta: Con mucha alegría y sin nostalgia. Muy contenta de poder hacer esta celebración. Iba a ponerme en otro proyecto, un disco de Lamari y caí que en 2022 hacía 20 años y lo quiero celebrar con las personas que vienen a los conciertos, con los que han estado estos 20 años y los que quieran sumarse ahora.

--¿Qué le espera al público?

--El repertorio será una mezcla de varias cosas. La idea es que desde que llegues reconozcas dónde estás y qué canción te van a cantar. Si no es una canción mía será de artistas que me han acompañado, como Ketama, por ejemplo, y de influencias. También versiones de otros artistas, como Lo bueno y lo malo de Ray Heredia que conocí del maestro Duquende. Habrá homenajes a Pau Donés, Enrique Morente, Loli y Manuel. Se van a encontrar con canciones que conocen y un corazón abiertísimo. Quiero darles gloria por el agradecimiento de haberme permitido estar estos 20 años en el mundo de la música.

--¿Ha sido muy difícil hacer la selección?

--Para nada. Lo que he hecho, como hago siempre, es colocarme de público. De ahí también lo de poner otras músicas y hacerles homenajes a fuentes como Morente o Pau Donés.

--¿Habrá invitados?

--Entiendo que la gira empieza tarde y va a haber fechas que se van a ir descubriendo. Vamos a ir por España, Europa y Latinoamérica, con lo que creo que se puede extender hasta 2023 y se juntará con el disco de Lamari, Está todo bien. El hecho de ir cerrando conciertos en ciudades donde pueden estar mis compis y si están por allí sumarse. Por ahora, el 22 de julio voy a estar en la plaza de toros de Málaga con La Mari de Chambao y amigas, que se llamará. Allí estarán Esmeralda Rascapino, Rosario La tremendita, Magüi, Amparo Sánchez, Nya de la Rubia… Y todas aquellas que puedan acercarse. También haré otro en Madrid, aún sin fecha, que será La Mari de Chambao y amigos. No por separar géneros, no hay ni que explicarlo, pero para dar forma a los conciertos...

La Mari de Chambao / EP
La Mari de Chambao / EP

--¿Qué evaluación hace usted de su paso por estos 20 años en la música? La Mari ha explorado muchos palos, desde el flamenco chill a la música étnica.

--Yo he avanzado con cada canción, armonía y disco, así como con cada colaboración. Las colaboraciones me informan de qué música se está haciendo, qué anhela el público, qué se hace por aquí y por allá, aprendo mucho de mis compañeros.

--¿Y cómo ve la industria de la música en estos 20 años?

--Las colaboraciones me ayudan mucho a ver cómo está el patio en España, luego sales de aquí y hay un universo. Aquí en España, algunas veces, nos prestamos mucho a las modas, tanto en ropa, como en música, como en los perros. Somos muy consumidores de modas, a veces. También está el oído de la gente de la calle que sigue sus gustos.

--Dice que sigue a su corazón, ¿qué hizo que su corazón la empujara a la música?

--Esto se ha ido haciendo sobre la marcha. Concierto tras concierto, entregándome al tirón. Siempre me ha interesado la Filosofía, de hecho, me parece una ruina haberla quitado del sistema educativo. Somos filósofos y es una gran ayuda plantearse cosas y tener tu propio criterio… Pero no me quiero enredar. Desde pequeña me dan curiosidad las neurociencias, la filosofía, el amor, lo que es dañino o no, lo que nos hace bien. La música para ello es maravillosa, te reorganiza las células. Desde pequeñita fui curioseando. Llegué desde la barriga de mi madre, hasta la música que había en mi casa y se me ha ido trasladando de forma natural. Nunca la he visto como un oficio. Cuando empecé con Chambao escribiendo, componiendo, he ido avanzando y lo decidí después. Nunca he decidido ser artista, sí tenía el anhelo de comunicarme con la persona que tengo al frente. Todo eso es música. Para mí, yo soy un canal, la finalidad, el concepto es la música.

La Mari de Chambao / CEDIDA
La Mari de Chambao / CEDIDA

--Hablando del concepto de la música. ¿Se ha perdido con la invasión de los 'singles', el concepto de un disco, de un trabajo?

--A ver, que a veces me pongo muy intensa (bromea). No todo debe tener esta carga. Bailar y pasártelo bien. También es una filosofía de vida decir que quieres bailar y disfrutar de la vida. En todas las letras se libera un mensaje, depende de la persona que la reciba. Esa es la magia de la música. Una canción para 10 personas son 10 personas distintas. Todas las canciones tienen su aquel.

--¿Y todos los mensajes son válidos?

--No soy del pensamiento de que todo vale a cualquier precio. El cuidado, el respeto y la valoración de las personas es importante. Para mí ese es el punto romántico y de cuidado del oficio. No hablo de censurarme a mí misma, sino ser consciente de que tengo un micrófono y eso tiene cierto poder. Entonces, prefiero contarte algo de mis inquietudes que me ayuden a mí y a ti que “oye, mira, tú estás bien buena”. No hablo de géneros, sino de letras. Las cosas se pueden contar de muchas maneras, mímalo, dale unas vueltas.

--Hablaba de un nuevo disco. ¿Qué sonido va a tener? Su base es flamenca, pero lo ha fusionado con distintos sonidos. ¿Qué nos puede avanzar?

--El flamenco forma parte de mi vida. No lo trato como un estilo musical, yo me siento muy flamenca (ríe). El flamenco es un estilo de vida, de pensar, de vivir, de ser libres, respetar, escuchar a las fuentes, a los mayores. Tengo varios proyectos por ahí. Emilio Aragón me ha hecho un regalazo, a quien le doy las gracias todos los días. Tomarte un café con él es maravilloso, tiene una mente privilegiada, su familia y los valores que tienen son para sacarse el sombrero. Abarca tantas áreas diferentes… Es un disco de poemas de Lorca, cantados por mí, musicalizados y dirigidos por él. Me ha llevado a tesituras muy diferentes mías. A mi entender más flamenco-jazzera, dentro de lo que yo abarco. Cada uno tiene su estilo. Me está encantando. Luego está el nuevo disco de Lamari, que se basa e indaga en el folclore malagueño, La peña Juan Breva, los Cantes del Piyayo, la Niña de la Puebla. Todo esto hecho canciones. Luego hay varios singles como una colaboración de Nya de la Rubia, una alegoría al amor en todas sus formas. También otras con Lucía, la hija de Carmen Linares, que ha hecho una maravilla de disco, de un género que le va como anillo al dedo y unas letras preciosas. También otro disco de Jaffa, un grupo de mujeres que hacen afrobeat.