Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
George Clooney posa ante la prensa en el BFI London Film Festival /EP

George Clooney, al borde de la muerte: el actor habla del accidente en que casi pierde la vida

La estrella del celuloide recuerda cómo fue el momento en que estaba malherido en el suelo y la gente se acercaba para fotografiarle

3 min

Si hay un día que George Clooney (60) jamás podrá borrar de su mente es el 10 de julio de 2018, fecha en la que el propio actor asegura que volvió a nacer. En una entrevista al The Sunday Times, la estrella del celuloide ha recordado cómo fue el terrible accidente de tráfico que sufrió en la tranquila isla de Cerdeña (Italia).

Clooney, a sus entonces 57 años, salía del hotel minutos después de las ocho de la mañana para acudir al set de rodaje de Catch-22. Montado en su moto, a mitad del trayecto, el estadounidense chocó contra un coche, después de que el conductor de éste hiciera caso omiso a las señales de tráfico y girase por donde no debía.

Un accidente mediático 

Según cuenta, dada la virulencia del impacto, George salió despedido y terminó con el cuerpo y la cabeza estrellados contra el parabrisas del otro turismo. Un momento en el que reconoce que pensó que iba a morir: "Estaba esperando a que se me apagara el interruptor", ha confesado.

Sin embargo, por desgracia, otra de las escenas que el actor recuerda con nitidez del suceso, fue el enorme revuelo mediático originado a su alrededor y en plena carretera. De hecho, Clooney ha relatado que mientras todavía estaba tendido en el suelo en estado casi inconsciente, decenas de curiosos se le acercaban para grabarle o fotografiarle. Minuntos después, fue trasladado en ambulancia a un centro hospitalario con “pronóstico reservado”.

La prohibición de Amal 

“Si estás en el ojo público, de lo que te das cuenta cuando estás en el suelo pensando que es el último minuto de tu vida es que, para algunas personas, sólo va a ser un entretenimiento para su página de Facebook. Quieres cogerlos a todos y sacudirlos", ha afirmado.

Con todo, pese a la aparatosidad del accidente, el actor fue dado de alta a los pocos días tras ser diagnosticado de una contusión en la rodilla y un traumatismo en la pelvis. si bien, su afición por el motociclismo se terminó en ese mismo instante por prohibición expresa de Amal, su mujer y madre de sus hijas. Desde entonces, reconoce que no se ha vuelto a subir a una moto.