Menú Buscar
Cubiertos, un símbolo de la clasificación por tenedores en restaurantes / PIXABAY

Así funciona la clasificación de los tenedores en los restaurantes

Para valorar la calidad de un local y su ambiente, el número de tenedores es un buen indicativo

Noelia Hontoria
3 min

Los hoteles se clasifican por estrellas, los apartamentos por llaves y los restaurantes por tenedores. Pero, ¿cómo funciona esta clasificación? ¿Qué criterios o valores se tienen en cuenta?

Para saber qué podemos esperar de un restaurante, nada mejor que fijarse en el número de tenedores que acompañan a su nombre.

Cómo funciona la clasificación de tenedores

Los tenedores no valoran que una comida esté deliciosa, pero sí que tienen en cuenta el ambiente en el que esta se va a servir. Mientras que las Estrellas Michelín son las que valoran la cocina en sí, los tenedores tienen en cuenta el acondicionamiento del local.

Cómo funciona la clasificación de tenedores en los restaurantes
La máxima puntuación son cinco tenedores para los mejores restaurantes / PIXABAY

Para alcanzar la máxima distinción, se debe contar con los siguientes requisitos:

  • Entrada de clientes independiente a la del personal o las mercancías
  • Servicios independientes entre mujeres y hombres y entre personal y clientes
  • Contar con guardarropa, aparcamiento propio (o aparcacoches) y vestíbulo con servicio de bar
  • Local climatizado
  • Ascensor y escalera para el servicio (si el restaurante está repartido en varias alturas)
  • Idiomas: el jefe de servicio debe saber varios idiomas y la carta debe estar también en diferentes lenguas
  • Menaje de calidad y uso del gueridón
  • Bodega variada y de calidad
  • Uniformes

¿Está ligado el lujo a los tenedores?

Esta es una pregunta bastante controvertida y que puede dar lugar a excepciones. Por lo general, la clasificación más alta (cinco tenedores) ha correspondido siempre con restaurantes de lujo, mientras que la más baja (un tenedor), se relacionaba con restaurantes “de cuarta categoría”. El local es el espejo del alma y que se cuiden tanto los detalles anteriormente mencionados es sinónimo de calidad y buen hacer. Sin embargo, en ningún momento se entra a evaluar el tipo de cocina ni los platos ofrecidos al cliente.

Para tener una mejor aproximación a la calidad de la comida, es preferible tener en cuenta la clasificación por Estrellas Michelín o por Soles de la Guía Repsol. Si lo que nos interesa es saber la calidad del local y el ambiente en el que vamos a comer, entonces sí, los tenedores son un excelente indicativo.