Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Imagen promocional de 'La Monja' en Youtube / WARNER BROS. PICTURES

YouTube retira un anuncio de ‘La Monja’ por asustar a sus usuarios

El vídeo promocional simulaba que algo raro pasaba con la pantalla antes de que la terrorífica monja apareciera de repente para dar un susto de muerte

3 min

El 7 septiembre llegará a los cines españoles La Monja, la precuela de la famosa película de terror Expediente Warren, y en Warner Bros Pictures ya han apuesto en marcha la maquinaria promocional para dar a conocer su existencia.

Sin embargo, la campaña publicitaria ha causado un gran revuelo entre los fans y no tan fans. Sobre todo uno de los anuncios que se mostraban en YouTube, que ha sido eliminado de la plataforma ante las quejas de sus usuarios.

Un susto de muerte

El anuncio en cuestión, que aparecía en YouTube antes de reproducir el vídeo en cuestión, empezaba con una pantalla completamente negra en la que aparecía un selector de sonido completamente descontrolado. Éste mostraba cómo subía y bajaba la intensidad hasta que se ponía en modo mute.

Durante unos instantes no pasa nada, simplemente se muestra el selector de sonido, pero de repente aparece la terrorífica monja protagonista del film gritando en primer plano, con el consiguiente susto para todos los que estaban atentos a la pantalla. Acto seguido, para los que todavía siguieran delante del ordenador, se mostraba el título de la película junto con su fecha de estreno.

Eliminado de YouTube

El anuncio fue reportado por un gran número de personas, tanto que YouTube estudió el caso y decidió eliminarlo de su plataforma por incumplir la normativa relativa a los vídeos promocionales, aunque el vídeo ha sido resubido por diversos youtubers.

En La Monja una joven monja de clausura de una abadía de Rumanía se quita la vida. Para investigar lo sucedido, el Vaticano envía a un sacerdote con un pasado tormentoso y a una novicia a punto de tomar sus votos. Juntos van a descubrir el profano secreto de la orden. Ambos arriesgan sólo sus vidas, su fe y sus almas al enfrentarse a una fuerza maléfica que se encarna en la misma monja endemoniada que aterrorizó a los espectadores en Expediente Warren: El Caso Enfield. La abadía se convierte así en un aterrador campo de batalla entre vivos y condenados.