Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Proyecto de la torre Dubai Creek Tower, la más alta del mundo / EMAAR PROPERTIES

Así será la torre más alta del mundo: en Dubái y hecha por un español

La nueva construcción pretende superar la altura del rascacielos Burj Khalifa, que ahora mismo es el de mayor altura

Carlos Losada
6 min

Dubái se ha convertido en la meca de los grandes proyectos arquitectónicos del mundo. Las grandes cantidades de dinero que se manejan en esta ciudad árabe están haciendo posibles construcciones que tiempo atrás nadie imaginaba que se harían en pleno Golfo Pérsico. Y la próxima que se divisa en lontananza será la torre más alta del mundo.

Su nombre en estos momentos es Dubai Creek Tower, aunque al tratarse solo de un proyecto en ciernes, podría ser que terminara denominándose de otro modo. Lo que sí se sabe a ciencia cierta es que medirá más de 828 metros, que es la altura del actual edificio de mayor altura en todo el planeta: el Burj Khalifa.

La torre que tocará el cielo

No obstante, aún no se conoce la altura exacta que tendrá la Dubai Creek Tower, ya que solo se han desvelado algunos detalles de cómo se transformará toda la zona en la que estará edificada. De hecho, esta torre será el símbolo de una parte de Dubái que está llamada a convertirse en un área de referencia en la arquitectura sostenible en el mundo.

Proyecto de Dubai Creek Tower / EMAAR PROPERTIES
Proyecto de Dubai Creek Tower / EMAAR PROPERTIES

En cuanto a la altura, no se ha especificado, quizás para no dar a conocer la espectacular cifra final y que así, ni les intenten superar, ni se pierda el interés por una estructura que va a marcar un antes y un después en la arquitectura.

 

No es un edificio

Eso sí, la Dubai Creek Tower se va a encontrar con un “enemigo” para que sea considerado el edificio más alto del mundo y supere así al citado Burj Khalifa, ya que el Consejo de Edificios Altos y Hábitat Urbano (CTBUH) considera que para que cualquier construcción entre en esta clasificación, la mitad de su estructura ha de ser habitable.

Esto no ocurrirá con esta torre puesto que estará construida con hormigón y “anclada” al suelo con cables de acero, dejando solo una parte algo más ancha en la zona superior para que pueda ser ocupada.

Diseño de Calatrava

El arquitecto que está detrás del diseño de esta impresionante torre es el español Santiago Calatrava, a quien la promotora Emaar Properties encargó la misión de idear la estructura más alta que se haya creado hasta día de hoy.

Calatrava aceptó el reto y basándose en las formas de un lirio, llevó a cabo el espectacular diseño que se convertirá en todo un símbolo para el puerto de Dubái en particular y para esta ciudad de los Emiratos Árabes Unidos en general.

Un símbolo islámico y universal

“El diseño del edificio está inspirado en la tradición islámica, evocando la misma historia que trajo al mundo la Alhambra y la Mezquita de Córdoba. Estas maravillas arquitectónicas combinan elegancia y belleza con matemáticas y geometría. El diseño de la torre tiene sus raíces en el arte clásico y la cultura de Dubái”, explicó el propio arquitecto durante la presentación de la Dubai Creek Tower.

Imagen del proyecto de Dubai Creek / EMAAR PROPERTIES
Imagen del proyecto de Dubai Creek / EMAAR PROPERTIES

Además, apuntó que “este proyecto es un logro artístico, inspirado en el objetivo de hacer de este espacio un punto de encuentro para los ciudadanos, no solo de Dubái y los Emiratos Árabes Unidos sino de todo el mundo. Es un símbolo de la fe en el progreso”.

 

Revalorizar la zona

Tal y como se ha apuntado, la torre diseñada por Calatrava solo será el “faro” de un proyecto de mucha mayor magnitud, es decir, ha de convertirse en la gran atracción de un área que albergará ese tipo de edificios espectaculares que tan dados son a levantar en Dubái.

No obstante, es interesante apuntar que la Dubai Creek Tower no se podrá inaugurar hasta el año que viene teniendo en cuenta las perspectivas más optimistas de todas. Asimismo, el presupuesto de este símbolo del nuevo distrito que se empezará a construir llegará a unos 850 millones de euros.

Modernidad y lujo

"Con la torre estamos entregando un destino atractivo que agregará valor económico a largo plazo a Dubái y los Emiratos. También posicionará al puerto de Dubai Creek como una de las atracciones residenciales, de ocio y turísticas más deseadas, proporcionando a los turistas y residentes un entorno moderno, lujoso y sostenible en el que vivir, trabajar, aprender y entretenerse”, detalló Mohamed Alabbar, presidente de Emaar Properties.

Sea como fuere, parece que la torre será impresionante, tanto vista desde fuera como en la zona más ancha y ovalada en la que habrá unos 20 pisos con restaurantes, hoteles e incluso zonas ajardinadas que buscan recrear los míticos Jardines Colgantes de Babilonia.