Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Trozos de radicchio ya cortados / Visual Stories en UNSPLASH

Radicchio, la verdura crujiente y de sabor amargo que aporta numerosos beneficios al organismo

También conocida como achicoria roja pertenece a la familia de las lechugas, las endivias o las escarolas

Victoria Herrero
6 min

No hay día en la que la cesta de la compra no se llene con nuevos y saludables alimentos. Y uno de ellos es una verdura que poco a poco se va haciendo un hueco en fruterías y espacios de alimentación: el radicchio. Una verdura que, entre sus múltiples beneficios para el organismo, está el servir de aliada para mejorar la salud digestiva de todo aquel que la consume con regularidad. Una ingesta que es mejor hacer por la noche, en la cena, ya que además de tener pocas calorías, su contenido en magnesio y potasio ayuda a tener un mejor descanso y a relajar los músculos.

El nombre quizá por ahora no diga mucho entre los consumidores, no así en Italia donde es una antigua conocida de la despensa y de su gastronomía. Su aspecto puede que ya no sorprenda a tantos ya que hoy en día ya se puede comprar en numerosos establecimientos este producto que tiene una textura crujiente y un particular sabor amargo. Además, resulta fácilmente identificable por sus hojas moradas con vetas blancas

La achicoria roja

El radicchio también es conocida como achicoria roja o Cichorium intybus (el nombre científico de esta peculiar verdura) y pertenece a la misma familia que las endivias, las lechugas o la escarola. Un ingrediente que se puede comer tanto en crudo como cocinado y formando parte de todo tipo de recetas.

El origen del radicchio hay que buscarlo no muy lejos del Mar Mediterráneo en un cultivo que ya era común en la época de la antigua Roma. En la actualidad, además del país vecino Alemania, Estados Unidos, España, Francia y Bélgica entre otros, son los países donde se acumula la mayor parte del cultivo de esta verdura que se da todo el año, aunque su mejor época es en los meses de primavera y de otoño.

Buena para la salud

Como la mayoría de las integrantes y parientes de su familia, esta verdura está compuesta en su mayor parte por agua (en un 94%), lo que hace que apenas tenga calorías cuando se consume. De lo que sí puede garantizar un buen aporte es de su contenido en vitaminas del grupo A y del grupo B; además de minerales tan saludables para el organismo como el potasio, el calcio, el fosforo y el magnesio. Es por ello que la achicoria roja resulta muy aconsejable para la salud digestiva por dos componentes de sus nervios: la inulina y a la intibina que provocan ese sabor amargo.

Además de servir para estimular la secreción de los jugos digestivos, el radicchio actúa como un potente antioxidante que protege las células del daño provocado por los radicales libres, lucha contra la retención de líquidos y tiene un efecto saciante que es perfecto para incluir en dietas en las que se quiera bajar algo de peso. Pero hay más a la hora de mencionar sus bondades para la salud: sus minerales y vitaminas mejoran la salud ósea, ayudan a la memoria y los procesos cognitivos, además de reforzar el sistema inmunitario y la salud tanto ocular como de la piel. 

Su versatilidad en la cocina

A la hora de comprar esta verdura en un establecimiento especializado, lo mejor es elegir aquella pieza que se vea que está fresca. Esto es, que tenga las hojas firmes, brillantes y enteras (que no haya ninguna partida). Además, en esta elección también influye que la achicoria roja tenga un color que sea homogéneo en todas sus partes, eliminando aquella cuyo tono esté más bien descolorido o tenga trozos amarillentos. Una vez en la cocina lo mejor es guardarla en la nevera en una bolsa donde pueda respirar y no tardar muchos días en consumirla. 

Un camino hacia la mesa, el de esta verdura, que admite diferentes opciones a la hora de preparar recetas. Así, además de las concurridas ensaladas para comerlo en crudo, este ingrediente se puede saltear y añadir al plato a modo de guarnición junto con un pescado o una carne guisada o al horno; además de escaldar las hojas para hacer unos rollitos de estilo asiático rellenos de otras verduras, pollo o marisco. Y un dato para aquellos a los que no les resulte muy agradable su sabor, al contacto con el fuego pierde parte de ese amargor tan característico.

Ensalada de radicchio con queso, tomate y rúcula / falco en PIXABAY
Ensalada de radicchio con queso, tomate y rúcula / falco en PIXABAY