Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Un plato de pasta delicioso /  RitaE EN PIXABAY

Los mejores restaurantes de Tarragona para los amantes de la pasta

Ostería del Lab, Restaurant Pulvinar o Gli Angeli son algunas apuestas seguras para comer bien en esta ciudad

Noelia Hontoria
5 min

La cocina italiana es mundialmente conocida. Sus dos platos estrella, la pizza y la pasta, compiten en la carta de los verdaderos restaurantes italianos con otras elaboraciones, como suppli, bruschettas o burrata. En Italia también hay buenos embutidos, pescados, hortalizas y quesos. Por eso, descubrir los mejores restaurantes italianos de la ciudad en la que se vive o que se visita es un gustazo y una apuesta segura para todo tipo de comensales, de todas las edades.

En Tarragona hay muy buenos restaurantes basados en la gastronomía de Italia. Algunos están especializados en pizzas, son los que más abundan, mientras que otros tienen en su carta unos platos de pasta para perder el sentido. Ostería del Lab, Restaurant Pulvinar o Gli Angeli son algunas apuestas seguras para comer bien en Tarragona cuando se desea disfrutar de un buen plato de pasta de calidad a un precio razonable. También tienen una buena ubicación para descubrir la ciudad después de una buena comilona.

Ostería del Lab

En su carta se pueden encontrar platos muy elaborados y de alta cocina, como el solomillo de anguila ahumada con porcini en manzana confitada, pero también otros más “mundanos” e igualmente deliciosos, como las pizzas o las pastas. Hablando de las segundas, merece la pena probar el fazzoletto di zucca con mousse di foie. Cuentan con un menú degustación para quienes deseen probar diferentes variedades. Pero, además de sus platos deliciosos y muy bien presentados, destaca la ubicación del lugar.

El local está decorado con un ambiente medieval exquisito, que transporta al comensal a otro mundo. Su dirección es carrer de Comte, 12, dentro de las murallas de la ciudad y a tan solo unos pasos de la Catedral. Muy cerca de él se encuentran también el Mirador de Saavedra, el Portal del Roser, la Iglesia de las Carmelitas Descalzas y el Museo de Arte Moderno. La Ostería del Lab es un lugar exquisito para quienes deseen comer uno de los mejores platos de pasta de Tarragona en un entorno idílico.

Un plato de pasta, como los que se sirven en los mejores restaurantes de Tarragona / RitaE EN PIXABAY
Un plato de pasta, como los que se sirven en los mejores restaurantes de Tarragona / RitaE EN PIXABAY

Restaurant Pulvinar

La comida del Restaurant Pulvinar es deliciosa, casera y muy bien presentada. En su carta se pueden encontrar desde crema de calabaza hasta croquetas de bacalao. En cuanto a las pastas, merece la pena decidirse por los raviolis de espinacas o la lasaña de carne para los amantes de este plato. Mención especial merecen también sus postres, con el tiramisú en cabeza para quienes deseen continuar con la gastronomía italiana, o con la crema catalana para los que prefieran algo local.

El Restaurant Pulvinar no es de los más económicos de la zona, pero merece la pena si se busca un restaurante especial y muy bien situado. Se encuentra en pleno casco histórico de Tarragona, concretamente en carrer dels Ferreres, 20, junto a la Plaça de la Font y muy cerca de la Torre del Pretori, del Passeig de Sant Antoni y del Parque del Anfiteatro. La playa se encuentra también a corta distancia andando, por lo que es una buena opción para un día cultural o un día de playa.

Gli Angeli

Otro de los mejores restaurantes italianos de Tarragona, con pastas deliciosas en su carta, es el Gli Angeli. La carta es algo escueta, pero gracias a eso miman al detalle cada elaboración. Merece la pena probar la pasta con ragú y la pasta de marisco. También son muy populares sus pizzas y sus postres. Tiene elaboraciones para todos los gustos y ofrece también un menú para poder ponerse las botas a base de buena cocina italiana en la zona más marítima de Tarragona.

El restaurante Gli Angeli se encuentra en calle Trafalgar, 19, en Puerto Serrallo, un punto de partida perfecto para quienes deseen disfrutar del azul del mar y de la brisa de este lugar. Se puede llegar caminando también al centro histórico, aunque merece la pena parar por el camino en el Museo del Puerto de Tarragona y también en el Balcón del Mediterráneo, dos lugares imprescindibles para quien salga a disfrutar de la ciudad en su máximo esplendor. No está demasiado céntrico, pero sí es un restaurante muy bueno junto al mar.