Menú Buscar
Sadio Mané, jugador del Liverpool / LIVERPOOL FC

Sadio Mané: goleador en el Liverpool y limpiador en una mezquita

El delantero senegalés ha sorprendido a todos en redes sociales con un vídeo filtrado en el que aparece ayudando a limpiar los baños de una casa de oración

3 min

Pese a ganar millones de euros al año por su profesión, un gran número de futbolistas logran conservar su humildad y la calidad de sus valores en contraposición con el ego que su estatus les puede causar. Gracias a las redes sociales y a internet, constantemente se destapan casos de estrellas del deporte que gozan de una calidad humana especial.

Uno de los últimos casos en darse a conocer ha sido el de Sadio Mané, delantero senegalés en las filas del Liverpool. Pese a ser actual subcampeón de la Champions League y formar parte de uno de los ataques más brillantes del fútbol internacional en la actualidad, un vídeo que ha sido publicado en Twitter y ha dado la vuelta al mundo demuestra que en su día a día, Mané es un jugador lleno de pura humildad.

En la imagen, se puede apreciar al jugador senegalés ayudando a limpiar los lavabos de una mezquita a la que acude con regularidad para llevar a cabo rezos y mostrar fidelidad a su religión.

Mané y los valores religiosos

Sadio Mané es un seguidor confeso del Islam. De hecho, es frecuente verle celebrar sus goles tirándose al suelo y besando el césped, como símbolo de agradecimiento hacia su religión por los éxitos que ha conseguido a lo largo de su carrera en el fútbol. Pese a ser compañero de ataque junto a Mohamed Salah, recientemente nominado al premio The Best que acredita al mejor futbolista del mundo durante la pasada temporada, el ariete senegalés ha brillado por sí mismo y ha conseguido ser reconocido por la importancia de su juego y sus goles.

En el inicio de la presente campaña de la Premier League, el Liverpool ha conseguido el triunfo en sus cuatro primeros encuentros disputados hasta la fecha. Partidos en los que Sadio Mané ha sido una pieza clave, logrando anotar cuatro goles, una excelente media de un tanto por cada choque.