Menú Buscar
Una foto de archivo del robot Fribo

Fribo, el robot inspirado en Ghibli para combatir la soledad

Investigadores coreanos han desarrollado un robot que ayuda a socializar a las problemas que sufren de soledad

3 min

La soledad afecta cada vez más a jóvenes de entre 18 y 35 años que no se relacionan con otras personas, algo que puede derivar en aislamiento social y problemas mayores posteriormente. Sin ir más lejos, en Estados Unidos hay 5 millones de personas en estas condiciones. Algunos países de Asia viven una situación similar. Para combatir este problema, un grupo de investigadores del KAIST (Korea Advanced Institue of Science and Technology) de Corea del Sur, ha desarrollado a Fribo. Un robot que recuerda a los diseños animados de las películas del Estudio Ghibli y ayuda y anima a socializar a las personas solitarias.

Fribo no es un robot para hablar con él, como si ocurre con otros dispositivos similares que se utilizan en países como Japón, sino que ha sido para creado para que los jóvenes socialicen con otros. El robot anima a que estas personas se envien mensajes y contacten los unos con los otros con más frecuencia.

Conversaciones en el día a día

La intención de sus creadores es que, por ejemplo, un grupo de amigos que no salga demasiado de casa, cuente cada uno de ellos con uno de estos robots. Fribo cuenta con sensores y micrófonos para que puedan hablar los unos con los otros.  Cuando, por ejemplo, uno de estos amigos vuelve a casa, el resto reciben una señal por el robot que les anime a preguntarle qué ha hecho o qué tal le ha ido el día. También será capaz de detectar diferentes sonidos, como por ejemplo, cuando se abre un frigorífico para que así otros puedan preguntar por la comida que van a comer.

Los investigadores probaron el dispositivo con un grupo de tres amigos de Corea del Sur que promediaban 25 años de edad. La respuesta de estos fue muy positiva y llegaron a segurar que les permitía "sentir que vivían en la misma casa" o que "ayudó a romper el silencio y el vacío que sentían en casa después del trabajo".

Fribo está pensado para personas que tienen dificultades a la hora de socializar y funcionar en este caso como un catalizador de interacciones sociales. Su presentación ha tenido mucho éxito a pesar de tratarse de un prototipo.