Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Décimo de lotería para Navidad / LOTERÍAS Y APUESTAS DEL ESTADO

Los mejores consejos para evitar fraudes y engaños con la Lotería de Navidad

Uno de los timos más comunes es recibir un sms o email comunicándonos que somos millonarios

Victoria Herrero
7 min

El sueño de millones de personas cuando se acerca el 22 de diciembre: ser uno de los agraciados en el sorteo de la Lotería de Navidad, popularmente conocido como El Gordo. Sin embargo, la inmensa alegría al ver que el número que se ha comprado tiene premio y uno se lleva dinero a casa se puede convertir en una pesadilla si resulta ser víctima de un engaño o fraude relacionado con este conocido sorteo navideño.

De ahí que sea aconsejable tener presente estos consejos que ofrece la Policía Nacional para evitar caer en los engaños que se multiplican entre los que tienen algún décimo premiado. Inocentes que sobre todo "pican" en todo tipo de artimañas en webs y redes sociales relacionadas con la compra falsa de participaciones, problemas a la hora de cobrar el décimo y conseguir el dinero, así como las rencillas que pueden surgir cuando son varias las personas que comparten el mismo número y toca repartirse miles (incluso millones) de euros. 

Mensajes o correos electrónicos sospechosos

Para que a uno le toque un pellizco, como se suele decir, en la lotería de Navidad lo que siempre ha funcionado es comprar un décimo de lotería. Por tanto, hay que desconfiar de todos aquellos mensajes, llamadas o correos electrónicos que se reciban y en los que a la víctima se le notifica que ha sido agraciado con uno de los premios de El Gordo de Navidad.

Nada más lejos. Los creadores de estas estafas lo que quieren es adueñarse de los datos personales del incauto, así como de su información bancaria, con la excusa de ingresarles el dinero ganado. 

Décimos falsos

Otro de los fraudes más comunes durante estos días previos al 22 de diciembre, como recuerdan desde la Policía Nacional, es la compra de billetes de lotería que sean falsos. Evitarlo es muy sencillo, solo se deben adquirir en aquellos establecimientos que estén autorizados para ello. En el caso, por ejemplo, de comprar un décimo en otro sitio que no sea una administración de lotería (por ejemplo, un bar) siempre hay que comprobar que en el dorso tenga el logo, el sello de la entidad expendedora o cualquier indicación de que se trata de una participación autorizada.

¿Y si se quiere comprar de forma online? Lo mismo. Nunca se debe hacer en páginas webs que a simple vista se vean fraudulentas o levanten ciertas sospechas. Para saber si esa web es legal o no basta con mirar si en su dirección (la famosa URL) cuenta en su inicio con el indicativo https, así como los datos de contacto de los responsables de la misma (dirección postal, email, teléfono...) e información sobre las formas de pago o cómo se hace el envío de los décimos elegidos. 

Comprando de forma online un décimo de lotería para Navidad / Corinne Kutz en UNSPLASH
Comprando de forma online un décimo de lotería para Navidad / Corinne Kutz en UNSPLASH

Amigos que no lo son tanto

Es común que un grupo de amigos, familiares o compañeros de trabajo compartan un mismo número para jugar a la lotería de Navidad. Todo es felicidad y armonía... hasta que toca. Y es que en algunos casos, esa avaricia o esa confianza ciega en el otro puede acabar no solo con esa amistad, también con que uno de los premiados no vea ni un solo euro de los que le corresponden. Para evitar esas rencillas posteriores, los mejores consejos son dejar por escrito anteriormente qué número se comparte, quiénes forman el grupo y qué cantidad juega cada uno de ellos.

Además, si solo hay un billete de lotería a repartir es esencial hacer una fotografía o una fotocopia del mismo para usarlo a modo de prueba si las cosas se complican o si por un casual ese décimo se pierde. Por último, si la sangre no ha llegado al río, uno ha sido afortunado y ha ganado el dinero, hasta que cobre el premio es importante guardar el décimo a buen recaudo y evitar que se deteriore ya que podría traer más de un quebradero de cabeza a la hora de recibir la lluvia de millones. Y un aviso para los despistados, el boleto caduca a los 3 meses.

Curiosidades del sorteo

Con la seguridad de tener estas recomendaciones en mente, ya solo queda esperar a que pasen estas semanas e ir calentando motores para no perder ni un detalle de lo que ocurra la mañana del 22 de diciembre. Y para que la espera sea más amena nada como conocer algunas curiosidades relacionadas con el Sorteo de Navidad. Así, por ejemplo, a los más fieles seguidores de la lotería les gustará saber que cada billete coincide con la serie para un número determinado y del cual se emiten 172 billetes.

En cuanto a esas ansiadas bolas que darán o no el premio, las hay de dos tipos: las de número (hay 100.000) y las correspondientes a los premios (un total de 1.807). Todas están fabricadas en madera de boj, llevan grabados los números y letras con láser y van a parar a los inmensos dos bombos que se utilizan en este sorteo extraordinario.