Menú Buscar
Uno de los dos montañeros, tras la avalancha en el pico Kuksar, en Pakistán / CG

Dos españoles sobreviven a una avalancha y lo graban en vídeo

Los fotógrafos Marta Bretó y Paco Rosés captan cómo una lengua de nieve les engulle en el pico Kuksar, en Pakistán

4 min

Dos españoles sobrevivieron a una avalancha en una montaña del Pakistán e inmortalizaron la escena. La pareja de fotógrafos de montaña Marta Bretó y Paco Rosés captaron el pasado mes de septiembre como una lengua de nieve les engullía en el pico Kuksar, de 6.934 metros de altura. El vídeo atestigua lo dramático del momento.

Vídeo de la alud que engulló a los dos españoles / CG

Según el corto, difundido por los propios montañistas, la pareja se encontraba en un valle del pico asiático cuando detectaron la formación de una alud de nieve catabática, esto es, un aluvión que se desplaza a gran velocidad desde un lugar elevado. Una de sus cámaras de vídeo captó toda la secuencia, desde que uno de ellos grita "¡Avalancha!", hasta que, al terminar el desplazamiento de nieve, se preguntan entre ellos si están "bien". El momento más terrorífico del episodio es cuando los dos nacionales se cercioran de que la lengua se desplaza montaña abajo. "¡Está viniendo!", grita uno de ellos.

Cinco, y ningún herido

Bretó y Rosés iban acompañados de tres guías locales, que también salieron ilesos de la embestida de nieve y rocas. Según han explicado semanas después del suceso, el quinteto se encontraba realizando un documental en el extremo norte de Pakistán, en una remota zona montañosa, cuando se vieron sorprendidos por la avalancha. "Al encontrarnos en una ladera, unos cincuenta metros sobre la morrena lateral, pensamos que el aluvión se detendría en el valle", han admitido.

No fue así. "Segundos después nos impactaron el intenso viento generado por la alud. Tras ello, nos vimos cubiertos por una enorme nube de nieve y cristales de hielo. No obstante, la cresta de rocas impidió que la nieve y el fuerte viento que levantaba nos arrastraran", han agregado. "Gracias a ello salimos ilesos de la experiencia", han narrado.

Por los pelos

Los dos aventureros recuerdan que "no existen mapas rigurosos" de la zona de los glaciares de Kuk-e-Yaz y Yishkuk, situados en la provincia de Gilgit-Baltistán, en Pakistán. Ello les dejó a merced de los guías cuya ayuda fue, en esta ocasión, providencial. "Si nos hubiéramos encontrado en el valle, la avalancha nos habría arrastrado a una de las grietas de hielo de la zona con toda probabilidad", han advertido.

La experiencia de Bretó y Roses ha quedado plasmada en un documental que grabaron los dos fotógrafos de esta remota zona del país asiático. En dicha área, los agricultores, pastores y mineros se han reconvertido en guías de montaña para los intrépidos que quieren explorar los peligrosos glaciares.