Menú Buscar
Imagen de la fachada de la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria / CG

Un estudiante mata a golpes a una vecina que le recriminó el ruido de sus videojuegos

La Audiencia de Las Palmas ha condenado a 19 años de cárcel a Alberto M.P. por el asesinato

2 min

La Audiencia de Las Palmas ha condenado a 19 años de cárcel por asesinato, sin ningún tipo de atenuante, al estudiante de Informática que hace dos años mató a golpes a su vecina de piso después de que esta le recriminara el ruido que hacía con sus videojuegos.

El procesado, Alberto M.P., reconoció durante el juicio la autoría de los hechos, pero intentó alegar que no era dueño de sus actos, porque estaba enajenado por su adicción a las consolas y pidió perdón a los familiares de su víctima, Saray González.

Impacto en Canarias

Sin embargo, el juez dio validez al dictamen de los médicos forenses, que establecía que el acusado sabía lo que hacía al momento de matar a su vecina.

Este asesinato generó una gran conmoción tanto en la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria como la isla de La Palma, de donde era originaria la víctima.

Los hechos ocurrieron en la tarde del 27 de octubre de 2015, cuando Saray acudió a casa de su vecino a quejarse del ruido que generaba con sus constantes partidas de videojuegos como League of legend o Gran thef auto: San Andreas.

Indemnización

El procesado no solo no cesó en su actitud, sino que poco después le devolvió la visita a Saray y aporreó su puerta, hasta que esta le abrió; entonces, la atacó de forma sorpresiva y con gran violencia con unas grandes tijeras de cortar metal.

La sentencia condena, además, a Alberto M.P. a indemnizar con 150.000 euros a cada uno de los padres de la fallecida y con otros 100.000 euros a su hermana.