Menú Buscar
El desnudo gélido y multitudinario, ha reunido 1.300 personas, de este fin de semana en Valencia / EFE

Desnudo gélido y multitudinario por la cámara de un fotógrafo internacional

Spencer Tunick consigue que 1.300 personas participen en un posado sin ropa a siete grados en el Centre del Carme de Valencia

31.03.2019 15:34 h.
4 min

El trabajo artístico de Spencer Tunick cuenta con un prestigio internacional contrastado. Esta popularidad ha propiciado al fotógrafo norteamericano un hito a bajas temperaturas en el centro del barrio del Carme de Valencia este fin de semana.

Primero, se debe tener en cuenta que el artista ha conseguido su reconocimiento mediante desnudos masivos en grandes espacios naturales y ciudades. La etiqueta de masivos no es menor, ya que en la capital del Turia ha implicado movilizar a 1.300 personas desde las 6:30 horas de la mañana que estaban dispuestas a quitarse la ropa y posar con extraños. Se sale de lo habitual las condiciones meteorológicas del happening.

Sin ropa a siete grados

Valencia ha amanecido este sábado a siete grados, por lo que los participantes en la instalación han pasado frío. Mucho frío. Tanto, que el propio Tunick ha intentado disculparse con ellos mientras les daba órdenes sobre cómo debían posar. “Normalmente no trabajo en temperaturas tan bajas, pero yo no elijo las fechas”, ha asegurado, según los medios locales, mientras daba directrices a la masa.

No la han conformado personas venidas sólo de España. El fotógrafo ha reclutado a hombres y mujeres de Reino Unido, Holanda, Italia, Francia e incluso EEUU o Chile.

Preproducción

La preproducción es capital en este caso. Tunick requería un equilibrio entre hombres y mujeres para la parte del posado en parejas. No lo ha cumplido al 100%, ya que sobraban varones que se han intentado disimular en las esquinas. Las bajas temperaturas han acelerado un poco el trabajo, tomar instantáneas desde el Puente de Serranos, la plaza de los Fueros y la calle Roteros.

El cuarto espacio de posado era en una esquina de Conde Trénor, bajo un gran árbol. Allí se han situado únicamente mujeres, cuyas posiciones contrastaban con la fila de hombres que estaban en lugar cercano. Todo ello, para configurar los volúmenes y las acciones que estaban en la cabeza del fotógrafo.

Empoderamiento de la mujer

Los modelos no podían lucir ningún elemento personal. Ni gafas, ni pendientes ni anillos. Ni siquiera se han podido recoger el pelo. Todos debían lucir el mismo perfil.

¿De qué hablará esta creación? Los participantes apuntan a que será algún tipo de reivindicación del empoderamiento femenino. Basan esta reflexión en las posiciones de los que posaban por parejas, ya que ponían la pierna en el pecho de los hombres y ellas estaban de pie mientras ellos estaban tumbado.

Polémica por el nombre

El resultado se verá en cuestión de semanas. La acción ha sido bautizada con el nombre València, pell del Mediterrani y se ha promovido desde el festival Intramurs en colaboración con Patrimonio de la Generalitat, Turismo del Ayuntamiento y la Fundación Turismo Valencia.

Como curiosidad, a Tunick no le ha gustado el nombre que le ha impuesto a su trabajo. No ha sido de su agrado la alusión al mar. Justifica que el posado estaba más relacionado con la arquitectura del barrio del Carmen que con la playa. Con todo, no se ha cambiado.

¿Quiere hacer un comentario?
Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Más información