Menú Buscar
Reunión de trabajo analizando un currículum vitae

Consigue trabajo en la era digital con tu currículum vitae

Un currículum moderno, actualizado y adaptado es la herramienta básica para conseguir un trabajo o mejorar el que tienes

30.04.2019 11:41 h.
6 min

La primera herramienta que necesitas para encontrar el trabajo que estás buscando es un buen currículum. Pero hacer un currículum vitae solvente y atractivo, a la altura de las expectativas actuales, requiere de cierta preparación. Los soportes digitales han quitado protagonismo al papel, por lo que también en ellos debe estar disponible tu carta de presentación.

La importancia del currículum vitae reside en que este actúa como una presentación, una primera impresión de lo que puedes ofrecer a la empresa. Es un documento donde se recoge tu formación y experiencia, además de tus aptitudes e, incluso, tus intereses. Quizá antes bastaba con enumerar todos esos datos en un simple documento Word pero ahora eso sería algo completamente obsoleto. El hecho de que la imagen juega un papel importante, unido a la gran movilidad y competencia en el mercado laboral, obliga a los aspirantes a un puesto de trabajo a presentar algo diferente, sugerente y, si puede ser, original.

Imagina que postulas a un puesto de trabajo y te presentas como una persona creativa e imaginativa pero tu currículum, negro sobre blanco, dice todo lo contrario. Sin duda, te restará credibilidad ante tus futuros empleadores.

Aspectos a tener en cuenta

Tómate tu tiempo para pensar qué quieres mostrar: El diseño a elegir dependerá del tipo de trabajo al que quieres optar y también del puesto que quieres conseguir. Dedica un tiempo a analizar la empresa y a conocer sus valores y su forma de trabajar. Eso te dará pistas para enfocar tu redacción. Es importante que tengas claro lo que busca la empresa de sus empleados y qué puedes aportar tú de valor, cómo puedes mejorar la situación de la compañía y por qué deberían tener en cuenta tu perfil.

Escoge el tipo de currículum que encaje mejor con la empresa: Actualmente tienes un amplio abanico de modelos y diseños de currículum, algunos más tradicionales como el cronológico, el funcional, el combinado, el europeo o el inglés y otros más modernos como el currículum web, el que incluye infografías o el vídeocurriculum. Dependerá, sobre todo, del soporte en el que lo quieras presentar y de cómo quieres organizar la información dentro de él.

Destaca tus puntos fuertes: Esto parece obvio pero, a veces, cometemos el error de aportar mucha información sin destacar la más relevante. Un currículum más largo no tiene por qué ser mejor. Remarca las experiencias y las aptitudes que crees que pueden ser más útiles para el reclutador.

La información extra que no debes olvidar:  Además de los datos de contacto, tu formación y tu experiencia laboral hay otros datos interesantes que puedes incluir. Por ejemplo, tus habilidades informáticas, tus aptitudes y actitudes ante los retos laborales, tus intereses, el dominio de algún idioma,  o  los premios y reconocimientos. Además, hay experiencias que no son estrictamente laborales pero sí dicen mucho de ti: un periodo de tiempo viviendo en el extranjero, un voluntariado o un proyecto personal.

El equilibrio entre estética y contenido: La imagen es importante, cuánto más atractiva sea tu presentación más interés generará. En este sentido, no te olvides de incluir una fotografía propia, una imagen que sea un reflejo de lo que has expresado en el currículum, que sea cuidada (de buena calidad), lo suficientemente formal para demostrar credibilidad y lo suficientemente natural para que no sea aburrida. Sin embargo, más allá de la estética, el contenido ha de presentar la información de forma clara, práctica y sin rodeos. Y, muy importante, vigila que no haya faltas de ortografía.

Tu currículum vitae en LinkedIn

Si existe una red social orientada al entorno laboral, esa es LinkedIn. Es la herramienta por excelencia para comunicarte con otros trabajadores de tu sector, para buscar trabajo y dar a conocer tus servicios y tu perfil profesional. Es la aliada perfecta para ofrecerte toda la visibilidad que necesitas, una vía del siglo XXI para encontrar el trabajo de tus sueños.

Si quieres aprender a crear un perfil en LinkedIn y sacarle el mayor partido haz click en esta guía donde te explicamos los pasos que debes seguir desde cero. Irás conociendo el sistema que utiliza la red para crear y diseñar una tarjeta de presentación. Además, aprenderás a optimizar la información para que quienes realicen una búsqueda en Google buscando un candidato de tu sector puedan acceder a ti fácilmente.

Te aconsejamos que diseñes y redactes tu currículum en diferentes formatos y soportes ya que nunca sabes lo que te van a pedir. Del mismo modo, es imprescindible que vayas actualizando tu presentación con nuevas experiencias, cursos o premios, especialmente en tu perfil de LinkedIn. Puede que no estés buscando activamente un empleo pero que, en un momento inesperado, recibas una buena oferta de una empresa interesada en tu perfil.

--

Contenido Patrocinado