Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Fredrik Hjelm, CEO de Voi, y Alexander Eliseev, empresario ruso y accionista de la firma sueca / CG

Los patinetes Voi sufren en Europa al salir a la luz sus accionistas rusos

Varias ciudades británicas se plantean retirarles las licencias, hecho que puede marcar el camino de lo que ocurra en Madrid, Málaga y Sevilla

5 min

Voi, la empresa de patinetes eléctricos sueca, se encuentra ante una situación comprometida después de que el periódico de ese país Di desvelara las estrechas relaciones de parte de los socios de la compañía con el gobierno ruso.

Entre los socios mayoritarios de Voi se encuentra Alexander Eliseev, accionista a su vez de Globaltruck, que es en parte propiedad del estado ruso. Al empresario se le relacionan negocios con Alexei Mordashov, uno de los oligarcas sancionados recientemente por la Unión Europea. Al menos el 4% de la compañía es propiedad de personas con nacionalidad rusa.

Reacción en Reino Unido

Después de trascender estas informaciones, la reacción no se ha hecho esperar. Varias administraciones públicas están contactando con la empresa Voi, que también opera en Madrid, Málaga y Sevilla, para avisarles de la posible retirada de sus licencias. Este es el caso de ciudades como Liverpool, Bristol, Bath y South Gloucestershire, donde están actualmente operando, y que ya se plantean derogar las licencias al operador sueco.

Así, Dan Norris, mayor de la región de West England, ha enviado un correo electrónico al director general de Voi, Fredrik Hjelm, en que le pide a la empresa que "tome medidas para garantizar que se rompa este vínculo entre la compañía y el régimen ruso que actualmente persigue una invasión ilegal en Ucrania", tal y como recoge la BBC. Además, le ha informado que las acciones que se tomen, o no, “afectarán fuertemente su pensamiento sobre el uso futuro de los patinetes de Voi en el oeste de Inglaterra”.

Impacto en otras ciudades

La posición de Norris puede ir más allá e impactar de forma directa en la operativa en otras ciudades donde Voi opera. No sólo en el Reino Unido, sino en Europa, como ya ha pasado con otros negocios en los que existe relación directa con conexiones rusas.

Además, por el propio accionariado de Voi y las sanciones, que prohíben la compraventa de activos, como le ocurre al equipo de fútbol Chelsea FC, podría hacer inviable la operativa a corto o medio término de Voi. Todo ello deja en el aire la posición en el mercado de los patinetes eléctricos del grupo sueco. 

Para intentar calmar a los mercados, Hjelm ha manifestado por carta que ha solicitado a los inversores rusos que "transfieran temporalmente sus derechos de voto" a él. Asegura que ninguno de ellos "tiene influencia alguna, ni ha tratado de tenerla, en la toma de decisiones de la empresa" y reconoce que se trata de una medida que aspira a "reconfortar a quienes estén preocupados" por el futuro del grupo. Además, ha anunciado que ha parado la actividad en Rusia y Bielorusia. 

Accionariado ruso

Eliseev es un empresario ruso que posee acciones de Voi por valor de aproximadamente 13 millones de euros. Además, es uno de los principales accionistas y presidente de la empresa naviera Globaltruck, que es en parte propiedad del estado ruso a través del fondo RDIF, según los informes a los que ha tenido acceso el periódico sueco Di y la Local Democracy Reporting Service (LDRS). Eliseev está también conectado con Alexei Mordashov, uno de los oligarcas rusos sancionados por la Unión Europea, con quien comparte negocios.

Por otro lado, Yushevaev posee acciones por un valor de casi 30 millones de eruos en la empresa Voi. No está directamente en la lista de oligarcas sancionados, desde 2018, está en una especie de "lista de vergüenza" donde aparecen más de 210 políticos y empresarios rusos.