Menú Buscar
Protesta de vehículos VTC contra el decreto del Govern en Barcelona / CG

Vector Ronda despide a 800 trabajadores por el 'decretazo' de las VTC

La compañía anuncia dos ERE que afectan a la totalidad de la plantilla tras la marcha de Uber y Cabify de Barcelona por la fijación de un tiempo mínimo de precontratación

01.03.2019 08:18 h.
4 min

El sector de las VTC sigue sin levantar cabeza. La empresa de vehículos de alquiler con conductor más grande de Cataluña, Vector Ronda, anuncia un expediente de regulación de empleo (ERE) que afecta a 392 trabajadores. La decisión, que se produce tras la marcha de Uber y Cabify por el decretazo de la Generalitat, provocará el fin de la actividad de la compañía, que la próxima semana presentará otro ERE que causará el cese de otras 400 personas.

Vector Ronda era una de las empresas que prestaban servicio a través de Cabify, pero con la decisión de la plataforma de dejar Barcelona, la compañía realizará un ERE que afecta a la totalidad de la plantilla, formada por unos 800 trabajadores, después de que unos 200 ya hayan dejado  de prestar su servicio por finalización de contratos o bajas voluntarias.

Precontrataciones de una hora

Uber y Cabify anunciaron a finales de enero su decisión de abandonar Barcelona en consecuencia al decreto aprobado por el Govern, que regula la actividad de las VTC y obliga a realizar una reserva previa de 15 minutos de sus reservas. No obstante, el Área Metropolitana de Barcelona (AMB) ha ampliado las trabas esta misma semana al aprobar el reglamento por el que las precontrataciones deben hacerse una hora antes.

Tras conocer el decretazo, el presidente de la patronal del sector, Unauto, Eduardo Martín, ya vaticinaba que la consecuencia sería que había “3.5000 parados más en Cataluña”, por los ajustes de empleo. Ya en ese momento, a finales de enero, Vector Ronda anunció un primer ERE que afectaba a la mitad de la plantilla.

Servicio "inviable"

Tras conocer el ERE de esta semana, la empresa asegura lamentar esta “durísima decisión” y afirma haberse visto abocada por la decisión de la Generalitat, que supone que sea “inviable” la prestación de su servicio. Vector Ronda asegura que tan sólo el 3% de los servicios de VTC en Cataluña son bajo reserva y que en el 98,5% de los viajes los usuarios tienen un tiempo de espera inferior a los 15 minutos. Así, culpan al Govern de ceder al “chantaje” del sector del taxi y de “condenar a los ciudadanos a quedarse sin VTC y al desempleo”.

Ahora se abre un período de negociación con los trabajadores para llegar a un acuerdo sobre las condiciones de los despidos. "Confiamos en llegar a un acuerdo, ésta no es una decisión voluntaria y los trabajadores lo saben", ha asegurado el director general de la empresa, Fernando Matres.

El Parlament valida el 'decretazo'

El decreto del Govern ha sido rebatido por el Consejo de Garantías Estatutarias de Cataluña por “vulnerar el derecho a la libertad de empresa” recogido en el artículo 38 de la Constitución. En su dictamen, el organismo señala el "carácter desproporcionado por su elevado grado de potencial perjuicio". Asimismo, la Autoridad Catalana de la Competencia (ACCO) ha criticado la precontratación como una medida “injusta y discriminatoria”.

Nada de esto ha impedido que el Parlament valide el decreto –con los votos de JxCat, ERC, PSC, comuns y CUP– el mismo día en que Vector Ronda anunciaba el ERE.

Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Más información