Menú Buscar
El consejero delegado de Ryanair, Michael O'Leary, atiende a los medios antes de la huelga de tripulantes de cabina del viernes / EFE

USO acusa a Ryanair de tachar de vándalos a los huelguistas para justificarse ante los clientes

La central sindical lamenta el trato de la aerolínea a los trabajadores, que cumplieron los servicios mínimos que fueron comunicados por la propia empresa

29.09.2018 18:22 h.
3 min

El sindicato Unión Sindical Obrera (USO) ha mostrado su indignación por el trato que Ryanair ha dispensado a trabajadores y pasajeros durante la jornada de huelga convocada este viernes ayer en seis países europeos.

La central hace referencia a que han recibido correos electrónicos de dsiculpas por las cancelaciones sobrevenidas, en los que se narran los hechos de un modo totalmente inaceptable. En ellos, Ryanair les transmite “las molestias por la cancelación del vuelo XX, debido a un ataque de la tripulación que está completamente fuera de nuestro control”.

Derecho de huelga, no ataque

“Dicho ataque”, expone Ernesto Iglesias, responsable de Vuelo de USO Sector Aéreo, “es simplemente hacer huelga, un derecho reconocido hace cuarenta años para todos los trabajadores de este país. Que Ryanair sepa con quince días de antelación que hay una huelga, que conozca unos servicios mínimos dictados a la carta de los deseos de la compañía y que aun así sea incapaz de planificar sus vuelos es algo que está completamente fuera de control, sí, fuera de control de los trabajadores”.

En relación a la planificación, Iglesias abunda en que “todos los tripulantes citados para operar su vuelo se presentaron a trabajar, todos esos vuelos salieron con normalidad, en un ejercicio de responsabilidad ante la ley española que nos gustaría cumplir para todo, no solo para las obligaciones.

Falta de notificación de los servicios mínimos

Los vuelos que no despegaron son únicamente responsabilidad de Ryanair, que no les notificó a los tripulantes que eran servicio mínimo. Estos, por lo tanto, secundaron la huelga porque la situación que viven en esta empresa es insostenible”.

“Esperamos sanciones ejemplarizantes por parte del Ministerio de Fomento para una compañía que juega con sus reglas y compite de manera desleal con el resto de aerolíneas que operan en España y en Europa”, anuncia el responsable de Vuelo de USO Sector Aéreo.

“Los trabajadores están indignados no solo con la actitud de la empresa, que conocen de sobra, sino con las instituciones y autoridades españolas, que le están poniendo la alfombra roja para seguir pisoteando sus derechos. Únicamente debemos hacer una honrosa excepción, y es la de la Dirección General de Trabajo, tanto en su anterior etapa como en esta. Si el resto de actores implicados tuvieran la delicadeza de implicarse así, se darían cuenta de que cualquier cosa que les podamos decir o que lean se queda corta ante la actitud de Ryanair”, sentencia Iglesias. 

¿Quiere hacer un comentario?
Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Más información