Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
El fundador de la web 'God Save The Points', Gilbert Ott, cuenta trucos para volar barato y bien / CRÓNICA GLOBAL

'God Save The Points', el portal para conocer todas las ventajas en vuelos

La plataforma estadounidense especializada en rutas aéreas ayuda a encontrar las mejores ofertas y disfrutar de exclusividades sin pagar altos precios

7 min

God Save the Points es el blog sobre viajes y aviación que se está convirtiendo en tendencia mundial debido a los trucos y consejos que ofrece para viajar en avión de la manera más económica posible. El objetivo es demostrar que desplazarse en clase business, encontrar vuelos baratos --o gratis-- y acceder a las salas vip de los aeropuertos es posible si se sabe cómo.

Todo empezó con la historia de amor a distancia entre Gilbert Ott y Laura Burns, fundadores del blog. Ott es un chico neoyorquino de 29 años que siempre que podía viajaba a Londres para ver a su novia y actual esposa Laura, y se percató de la importancia que tenía acumular millas, puntos y un buen estatus para cruzar el Atlántico en las mejores condiciones.

Viajar en 'business'

Los llamados upgrades aéreos --ascensos de categoría-- son cada vez más ocasionales dado que el número de pasajeros ha aumentado mucho en los últimos tiempos. No obstante, hay fórmulas para conseguirlos, explica Ott a Crónica Global. “La mayoría de ascensos están controlados por los ordenadores. Lo mejor es acumular millas, pero otra opción es buscar por el ascenso antes de comprar el vuelo”. 

Es tan sencillo como llamar a la aerolínea y preguntar por los vuelos que tienen vacantes en la clase business, añade. Una vez informan de los asientos libres, el viajero puede reservar el vuelo y acumular millas además de asegurarse un puesto en la clase superior.

Sobreventa de vuelos 

En caso de no tener millas, la mejor apuesta es viajar durante periodos “de mucha demanda”, cuando se produce sobreventa de vuelos:  “Las buenas noticias son que los vuelos con sobreventa son más habituales que nunca y, si un viajero es lo bastante flexible para coger un vuelo posterior, le devuelven el dinero y lo ascienden de categoría”.

Una de las apps más útiles que existen para ver los asientos disponibles es ExpertFlyer.com. Ott sugiere concentrarse en “las rutas y horarios con mayor tráfico”.

Vuelos baratos

Existen otros trucos para ahorrar el máximo en el precio de los billetes. Ott, sin embargo, alerta de que no “hay días mágicos” concretos en los que viajar salga a precio de saldo: “No hay días mágicos, pero si una gama de días”.

Comprar el vuelo con antelación es un factor clave. “Desde 200 a 21 días antes se pueden encontrar los vuelos más económicos en los vuelos domésticos. Por lo que respecta a los vuelos internacionales, entre 121 y 21 días”. 

Yapta y FairFly son dos apps que monitorizan la tarifa que un viajero ha pagado por un vuelo y le avisan de las posibles fluctuaciones en el precio en función de la demanda. Si hay poca demanda, el viajero puede obtener un “reembolso”: “Algunas compañías reembolsan cualquier cantidad partiendo de la tarifa mínima, mientras que otras devuelven una cantidad que oscila entre los 50 y 100 dólares”, relata el fundador de God Save The Points.  

Acumular millas sin salir de casa

Una de las curiosidades que más gente desconoce y de la que informa Ott en su blog es que se pueden acumular entre 1 y 25 millas por cada dólar que gastado en compras online. Un total de 350 comercios, en los que se incluyen Apple, Nike, Saks y Harrods, disponen de esta opción. 

“Lo único que debes hacer es registrarte con tu tarjeta de vuelo --que es gratis--, ir al portal de compras de la web de la aerolínea y clicar”, explica. De este modo, todas las compras se traducen en millas. Uno de los ejemplos es la compra de un ordenador: “Si te gastas 1.000 dólares en un ordenador portátil y ganas 25 millas por cada dólar gastado significa que obtienes 25.000 millas. ¡Suficiente para uno o más billetes gratis!”, enfatiza. 

Salas vip

La plataforma Priorty Pass ofrece los mejores lounges del mundo. Solo hay que hacerse miembro y pagar una cuota anual que varía en función de las necesidades: existe una factura fija de 99 dólares al año, pero también la opción de pagar 27 dólares por visita a la sala. Asimismo, algunas tarjetas de crédito como Citi Prestige y Amex Platinium ya incluyen esta opción. 

Por otra parte, LoungeBuddy es la respuesta moderna para el acceso a estos salones repletos de comodidades. El servicio funciona como una aplicación que permite pagar el acceso a través del teléfono móvil, incluso si el viajero se encuentra en ese mismo instante en la cola del lounge. Al no disponer de una cuota anual o de compromiso previo, los precios de visita pueden variar desde los 29 a los 100 dólares. 

Para el cliente ocasional, la ventaja de esta plataforma es que evita una cuota de afiliación anual y “se paga únicamente sobre la marcha”, apostilla Ott. Además, desde la web de God Save The Points ofrece a sus lectores un descuento de 10 dólares para la primera visita. 

En un mundo cada vez más conectado, las necesidades para desplazarse en avión aumentan y, con ellas, las plataformas que ayudan a los viajeros a hacerse con las ofertas más ventajosas. Y es que viajar nunca había sido tan cómodo, si se sabe cómo.