Menú Buscar
Turistas cruzan la Gran Vía de Madrid / EFE

La temporada turística se alarga

El sector destaca un aumento de precios en septiembre, que prácticamente se equiparan a los de agosto

5 min

Julio y agosto no son los meses que más atraen a los turistas. Pero si bien continúan siendo los que más visitantes registran, septiembre se sitúa cada vez más entre los preferidos para viajar a España. La temporada turística se alarga, y muestra de ello son los precios hoteleros, que subieron el mes pasado hasta prácticamente equipararse a los de agosto.

Es una tendencia generalizada, coinciden varias fuentes del sector, que no sólo afecta a los destinos de playa, sino también a los de interior. Algunos lo atribuyen a un esfuerzo para desestacionalizar el turismo; otros creen que los viajes al último momento, cada vez más habituales tras el verano, contribuyen a generar esta situación.

Aumento de los precios hoteleros

La evolución de los precios de los hoteles son un indicador del volumen de turistas, ya que suben o bajan en función de la demanda. Tal y como explica Martí Serrate, presidente de la Asociación Corporativa de Agencias de Viajes (Acave), este año los precios han sido altos. Y es que la afluencia de turistas en lo que va de año ha superado la de 2016, cuando se registró un nuevo récord en España.

Según un informe de Trivago, la media de todo el país en septiembre es un 22% superior a la del mismo mes del año pasado. La diferencia con respecto a agosto es cada vez menor. Este año, el coste de las habitaciones sólo se han reducido un 1% en tasa intermensual, según figura en el estudio del buscador de hoteles.

Madrid, Barcelona y Palma

De 122 euros a 149 euros por noche. Éste ha sido el salto de septiembre de 2016 al mismo mes de 2017 de la media. Las tres ciudades en las que más han aumentado los precios de las habitaciones de hoteles en este periodo son Madrid (21%), Barcelona (20%) y Palma (18%). Los datos de octubre ratifican esta tendencia. Según el estudio de Trivago, los precios de este mes son un 14% superiores a los de octubre del año pasado.  

La temporada alta era tradicionalmente de mayo a octubre, aunque julio y, sobre todo, agosto, eran los meses más fuertes. La equiparación en los precios de septiembre muestra que se está convirtiendo en preferencia para los visitantes. Fuentes hoteleras indican que esta extensión de la temporada turística aboca a un nuevo récord este 2017, aunque matizan que la inestabilidad en Cataluña crea incertidumbre en el sector.

El público de septiembre

Los turistas que visitan España en septiembre presentan un perfil distinto al de los que lo hacen en julio y agosto, asegura Serrate. “Mientras que en verano las familias y los grupos de jóvenes son los que más eligen el país, en septiembre el público pasa a ser de parejas y gente con profesiones liberales”, indica el presidente de Acave.

Las razones de que septiembre se haya colado entre los meses con los hoteles más caros varían según la fuente. Serrate cree que ha influido el esfuerzo del sector en desestacionalizar el turismo, que en España ha estado tradicionalmente vinculado al sol y playa. “Las campañas de promoción de la montaña, la gastronomía y el enoturismo, y la mentalización en el sector han contribuido”, defiende.

La mayor flexibilidad en las vacaciones de los trabajadores es otra de las causas que destacan fuentes del gremio hotelero, así como el clima --en octubre todavía hace calor. Desde Trivago lo atribuyen a un incremento de los viajes de último minuto –que encarecen el producto– tras el verano.