Menú Buscar
El presidente de Telefónica, José María Álvarez-Pallete / EP

Telefónica propone un fondo para la digitalización de pymes y autónomos

El sector tecnológico insiste en aprovechar el desarrollo de la tecnología digital para la reindustrialización de España

6 min

El presidente de Telefónica, José María Álvarez-Pallete, ha hecho un llamamiento a aprovechar el impulso de la digitalización en el entorno de la crisis del coronavirus para acabar con la brecha tecnológica que afecta fundamentalmente a las pequeñas y medianas empresas y también a los autónomos, a través de un futuro fondo de reconstrucción digital.

El ejecutivo ha abierto el bloque tecnológico dentro de la cumbre empresarial organizada por CEOE con la propuesta de un gran pacto de Estado digital, que “sea capaz de poner al ciudadano en el centro” de este proceso disruptivo.

Las pymes, sin estrategia digital

“El Covid-19 ha acelerado al menos cinco años el avance de la digitalización y tenemos que reaccionar para evitar que este fenómeno aumente la desigualdad”, ha alertado Pallete, especialmente en referencia a pymes y autónomos. El presidente de Telefónica ha puesto en valor la respuesta que España ha podido dar a la crisis gracias al desarrollo de sus redes de fibra pero también ha admitido que en el terreno digital queda mucho por hacer.

“Menos de un 20% de las pymes tiene una estrategia digital”, ha advertido Pallete, en referencia a prácticas que se han generalizado en el contexto de la crisis como el teletrabajo y el empleo de herramientas como el big data y el almacenamiento de datos en la nube. Para acabar con esta brecha, Telefónica considera que debería conformarse un fondo de reconstrucción.

Aprovechar los recursos de la UE

“De las crisis anteriores se ha salido con herramientas como devaluaciones monetarias y aranceles. Pero éstas son recetas del siglo XX y ya no valen. Ahora, sólo nos queda la receta de la innovación. Y todos tienen que estar preparados, no sólo la gran empresa”.

El principal ejecutivo consideró clave que la Administración sea capaz de canalizar de forma correcta los cuantiosos recursos de que va a disponer, especialmente de parte de la Unión Europea. “Tanto Europa como el Gobierno van a poner a disposición recursos que triplican los que tuvo en su día Alemania con el Plan Marshall”, ha recordado Pallete.

Directivos digitales

En línea con la postura de Telefónica, Ametic, la patronal del sector, también ha puesto sobre la mesa la necesidad de grandes acuerdos en la materia. En concreto, su presidente, Pedro Mier, ha propuesto dos grandes pactos de Estado: para la formación en habilidades digitales y para la innovación.

El primero debería servir para formar en lo digital a todos los trabajadores, incluidos los altos directivos. Y el segundo, para acelerar la inversión en I+D que, al contrario de lo que ha sucedido en países del entorno, ha retrocedido en los últimos años. “Ahora mismo, la inversión en este capítulo supone un 1,28% del PIB, frente a casi el 3% de Europa y el 4% en países como Dinamarca y Corea del Sur”, ha recordado Mier, que ha incidido en que “esto no debe ser una cuestión de un Gobierno ni de una legislatura, esto debe ser un proyecto de país”.

Oportunidad para reindustrializar

En este sentido, Mier ha instado a aprovechar esta circunstancia para poner en marcha un proceso de reindustrialización con lo digital como principal palanca. “Estamos hablando de alcanzar el 20% del PIB, desde el 14% en el que estamos ahora, pero esto puede ir mucho más allá, el potencial es más amplio. Y cabe recordar que la industria genera empleos más estables y mejor retribuidos”.

La posibilidad que se abre para la reindustrialización del país también ha sido abordada por el presidente de Indra, Fernando Abril-Martorell, quien ha asegurado que “la digitalización y la reindustrialización debería ser una estrategia para el futuro económico de España”.

Factor competitivo

El ejecutivo ha insistido en la importancia de que el país esté bien posicionado en el terreno de la innovación porque en el futuro inmediato “este factor será clave para competir y en toda competición hay ganadores y perdedores. Y los países que han desarrollado una estrategia digital han tenido un crecimiento más sostenible y han generado empleo estable”.

Abril-Martorell ha recordado que “en estos contextos de crisis, la mayoría de los países tienden a una actitud proteccionistas porque todos van a querer tener los centros de innovación”, por lo que España tiene que estar preparada para esta carrera.